FILE PHOTO: Peruvians await presidential election results
Peruanos esperan resultados de elecciones presidenciales

El candidato socialista Pedro Castillo estaba el sábado cada vez más cerca de ganar la elección presidencial de Perú, al seguir mostrando una mínima, pero constante ventaja sobre la derechista Keiko Fujimori, que solo espera ya un giro inesperado mientras se acerca el final del conteo oficial de votos.

Castillo, un profesor de primaria desconocido por la mayoría del país hasta poco antes de las elecciones, tiene un 50,15% de votos, mientras que la hija del encarcelado expresidente Alberto Fujimori lograba el 49,85% cuando va contabilizado el 99,89% de las actas de sufragio, según la oficina electoral ONPE.

"El pueblo peruano lo merece", afirmó Castillo en un mensaje por Twitter en la última hora del viernes.

Con una diferencia del 0,30% -unos 51.000 votos-, Castillo espera el desenlace en medio de pedidos de celeridad del conteo y el saludo adelantado de varios líderes y mandatarios de izquierda de América Latina, algo que ha enojado al Gobierno, que ha pedido a la comunidad internacional esperar los resultados finales.

Peruvians await presidential election results
Castillo se perfila como ganador en Perú reflejando descontento social: analistas
La posible victoria del socialista Pedro Castillo refleja un descontento social por la clase política peruana y el modelo económico, en una situación agravada por la pandemia.

En la víspera, la autoridad electoral consideró cambiar las reglas para permitir a Fujimori impugnar la validez de 200.000 votos, pero dio marcha atrás en medio de críticas y presiones de los representantes de los candidatos.

"Saludo a los/as ciudadanos/as por su activa participación vigilante y pacífica. Asimismo, llamamos al pleno del JNE (jurado electoral) a garantizar y velar por un proceso electoral limpio y justo", dijo Castillo, de 51 años.

Cientos de simpatizantes de ambos candidatos han marchado en los últimos días, cada uno por su lado, por calles del centro de Lima y frente a la sede de la oficina electoral, que revisa las actas de votación mayormente impugnadas por el partido de Fujimori, que no da su brazo a torcer ante una posible derrota.

La historia podría repetirse para la candidata, que perdió en la anterior elección de 2016 con una pequeña diferencia (0,24%) frente al banquero Pedro Pablo Kuczynski.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.

El Mundo al Día