Las autoridades mexicanas arrestaron a otro importante miembro del cártel de las drogas Arellano Félix.

Funcionarios federales y de defensa anunciaron ayer que soldados mexicanos capturaron a Manuel Herrera Barraza, alias “El Tarzán”, en la ciudad fronteriza de Tecate, en el oeste de México.

Las autoridades sospechan que Herrera contrabandeó drogas a través de un túnel de 370 metros que unía una casa en Tecate con un granja de cerdos en el sur de California.

El organismo antidrogas de Estados Unidos, DEA, descubrió el túnel el mes pasado, junto con 227 kilogramos de marihuana.

El arresto de Herrera tuvo lugar cinco días después que fuerzas mexicanas especiales capturaran al líder del cártel, Benjamín Arellano Félix.