Guerrilleros libaneses del grupo Hezbollah, lanzaron una ofensiva con cohetes y fuego de morteros contra la disputada zona fronteriza de las granjas Shebaa, aumentando los temores de una posible expansión del conflicto.

Israel informó que un soldado resultó herido y una estación de radar fue dañada hoy, por proyectiles que hicieron blanco en el norte de Israel y en la Alturas de Golán.

En represalia, Israel atacó con fuego de artillería e incursiones aéreascontra presuntas posiciones guerrilleras.

El grupo Hezbollah que ha prometido ayudar a los palestinos a luchar contra las fuerzas israelíes en Cisjordania, ha atacado posiciones en la región de las granjas Shebaa desde la semana pasada.