Hong Kong registró el nivel más bajo de muerte diaria por el Síndrome Respiratorio Agudo Severo, SARS, en más de tres semanas, lo que hace pensar que ya pasó la peor etapa de la epidemia.

Hong Kong anunció este lunes la muerte de tres personas a causa del SARS, elevando el número de muertes a 187 desde que en marzo se detectó el primer brote del virus.

Más de 1.600 personas en Hong Kong han sido diagnosticadas con la enfermedad.

El jefe ejecutivo de Hong Kong, Tung Chee-hwa, dijo este lunes que cree que la alerta de viajes emitida por la Organización Mundial de la Salud debería ser levantada si continúa declinando el número de casos de la llamada neumonía atípica o SARS.

En China, donde se informó de otros nueve casos de muerte por SARS este lunes, los habitantes de por lo menos dos distantes ciudades realizaron manifestaciones en protestas por el establecimientos de centros de cuarentena.