Funcionarios de seguridad palestinos interrogan a un presunto miembro de un grupo guerrillero irlandés detenido en la población cisjordana de Ramallah.

Las autoridades israelíes dijeron que creen que el hombre pudo haber llegado a la región para entrenar a extremistas palestinos en la fabricación de bombas.

El sospechoso es identificado como miembro del Real Ejército Republicano Irlandés, un grupo que rechaza cualquier acuerdo de paz para Irlanda del Norte gobernada por Gran Bretaña.

En otra información, dos importantes grupos extremistas palestinos advirtieron que pueden cancelar un cese el fuego a ataques contra israelíes, si la Autoridad Palestina trata de desarmarlos.