La Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos considera la posibilidad de que los jueces deban informar a miles de personas que no tienen abogado y que se declaran culpables, la conveniencia de que tengan un defensor legal.

Los jueces consideran desde ayer aclarar los derechos que la Sexta Enmienda de la Constitución otorga a los ciudadanos.

La reforma garantiza la asistencia legal para las personas acusadas de un delito.

El máximo tribunal está considerando el caso de un ex-estudiante universitario de Iowa, quien no tenía un abogado cuando se presentó en la corte para responder cargos de conducir en estado de ebriedad, y no obtuvo la sentencia que más le hubiera favorecido.

La práctica varía segùn cada estado, pero generalmente los jueces explican a los acusados que tienen derecho a juicio y a un abogado.

La Corte Suprema decidirá si los jueces deben ir más allá y advertir a los ciudadanos las desventajas de declararse culpables, sin consultar a un abogado.