La corte alemana ha puesto en libertad al único condenado por los ataques terroristas del 11 de setiembre de 2001 en Estados Unidos.

El marroquí, Mounir el Mottasadeq, había sido sentenciado a 15 años de prisión en febrero de 2003 después de ser condenado por proveer apoyo logístico a los planes de los miembros de la célula terrorista de Al Kaida con sede en Hamburgo.

Pero, el tribunal de apelación de Alemania ordenó en marzo pasado revisar el caso al sostener que no había recibido un proceso justo debido a que el gobierno de Estados Unidos negó el acceso a un testigo clave que se encontraba bajo custodia de los Estados Unidos.

Mounir el Motassadeq fue liberado hoy y queda a la espera de un nuevo proceso.