La embajadora de Nicaragua ante la Organización de los Estados Americanos (OEA), Carmen Marina Gutiérrez Salazar, asumió la presidencia del Consejo Permanente del organismo continental por los próximos tres meses, según se informó a través de una declaración de la OEA en Washington.

La diplomática nicaragüense dijo que la modernización de la Secretaría de la OEA, y la seguridad serán unas de sus principales prioridades en su periodo.

El Consejo Permanente de la OEA es el segundo cuerpo legislativo de la organización.