El ministro de Defensa de Rusia, Sergei Ivanov reafirmó el alistamiento de su país para lanzar ataques preventivos contra bases terroristas en el extranjero.

Este jueves, en Moscú, Ivanov no nombró ningún blanco específico, pero dijo que los blancos siempre existen. Dijo que su gobierno no discutirá si se llevan a cabo o no los preparativos, porque podrían disminuir el potencial de las operaciones militares.

Tambien este jueves los legisladores rusos aprobaron cerca de siete mil millones de dólares en presupuesto militar para el 2005. Las autoridades dicen que el gigantesco incremento en la Defensa, es necesario para el desarrollo y la compra de nuevos sistemas de armas.

Pese a este incremento, el gasto ruso sigue siendo una fracción del presupuesto de Defensa de Estados Unidos. Los costos de guerra y la modernización se espera que conduzcan al Pentágono a erogar unos 500 mil millones de dólares en el año 2005.