El ministro de Salud de Turquía, dijo que un chico de 14 años de edad que falleció el domingo no estaba infectado con el virus de la gripe aviar, como se había sospechado inicialmente.

Un funcionario declaró a la agencia de noticias Anatolia que análisis clínicos llevados a cabo en un hospital en el Este de Turquía donde el adolescente falleció mostraban que no había trazas del virus de la gripe aviara en el chico ni en tres de sus hermanos.

Los jóvenes cayeron enfermos luego de alimentarse con aves de corral.

Este lunes no se dieron noticias acerca de qué causó la fatal enfermedad.

Las autoridades turcas confirmaron la semana pasada la muerte de pájaros en la provincia oriental de Igdir, cerca del hogar del muchacho, los que analizados dieron positivo a la presencia del virus de la gripe aviar.

Se han ordenado medidas para contener el virus, aunque no está claro si los pájaros estaban infectados con la letal cepa H5N1 del virus, que ha estado implicada en la muerte de más de 70 personas en Asia durante los dos últimos años.

Entre tanto, aquí en Estados Unidos, la directora de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, Julie Gerberding declaró al programa de televisión de la cadena CBS, “Face the Nation”, que Washington quiere estar listo para lo peor.