Dolientes en Belarus y Ucrania conmemoran el vigésimo aniversario del desastre en la planta de Chernobyl, considerado el peor accidente nuclear civil del mundo.

Las campanas doblaron antes del amanecer de este miercoles, a la hora exacta en la que se produjo la explosión que diseminó radiación en Europa.

El mandatario ucraniano Viktor Yushchenko asistió a la ceremonia en el lugar del accidente, y recordó a quienes perecieron cuando trataron de detener el escape de radiación al aire libre.

Previamente, en Kiev, el presidente participó en un servicio religioso en memoria de los trabajadores de emergencia que perdieron la vida, cuando respondieron al desastre.

Las personas llevaron velas y claveles a las tumbas de las víctimas.

El Parlamento ucraniano inició una sesión especial con motivo del aniversario de la tragedia.