Irán rechazó nuevamente suspender el enriquecimiento de uranio como precondición para conversaciones sobre su programa nuclear, pero dijo que el diálogo podría resultar en una moratoria.

La posición de Teherán fue presentada en Viena, el jueves, por el vice director del Consejo de Seguridad Nacional de Irán, Javad Vaeedi.

El funcionario agregó que Irán no renunciará a su derecho a obtener tecnología nuclear civil.

Tras conversaciones con el ministro de Relaciones Exteriores iraní, Manouchehr Mottaki, en Ginebra, el jueves, el secretario general de la ONU, Kofi Annan, dijo que Irán está considerando seriamente una oferta respaldada por Estados Unidos con incentivos destinados a resolver la crisis causada por el programa nuclear de Teherán.

Estados Unidos y sus aliados europeos creen que Irán trata de desarrollar armas nucleares, una acusación que Teherán niega.