El grupo de derechos humanos Amnistía Internacional acusó al grupo extremista libanés Hezbolá de cometer crímenes de guerra, en su conflicto de un mes con Israel.

En un informe emitido este jueves, Amnistía dice que los ataques con cohetes de Hezbolá contra el norte de Israel fueron deliberadas e indiscriminadas agresiones contra civiles y blancos civiles.

El grupo afirma que Hezbolá también violó el derecho humanitario internacional al disparar cohetes contra civiles, en represalia por la ofensiva israelí contra el grupo.

Israel dice que fue atacado con casi cuatro mil cohetes de Hezbolá, durante el conflicto.

Los misiles ocasionaron la muerte de 43 civiles israelíes, entre ellos siete niños.

Varios cientos de miles de israelíes pasaron semanas en refugios anti-bombas.

Otras 350 mil a 500 mil personas huyeron de sus hogares en el norte de Israel y buscaron refugio en otra parte.

Amnistía emitió otro informe, el mes pasado, en el que acusa a Israel de violar el derecho internacional por los ataques indiscriminados y desproporcionados contra civiles en el Líbano.