El grupo defensor de los Derechos Humanos Amnistía Internacional dice que las autoridades mexicanas no han llevado a juicio a policías acusados de abusar sexualmente de mujeres en la población de San Salvador Atenco.

Según Amnistía, más de 20 mujeres han denunciado haber sido abusadas o violadas por la policía que fue enviada al pueblo, en mayo, para detener una protesta de residentes locales.

Las mujeres formaban parte de unas 200 personas arrestadas y golpeadas por la policía, durante los disturbios.

Amnistía afirma que el gobierno federal de México debería investigar las acusaciones de brutalidad policía ejercida contra estas mujeres, durante los disturbios.

El grupo señala que las autoridades locales han ignorado u ocultado los presuntos abusos, los cuales, afirma, implican actos de tortura.

Los disturbios en San Salvador Atenco comenzaron cuando la policía mexicana trató de detener una protesta de una organización de pequeños agricultores.

Cientos de manifestantes se enfrentaron con la policía, y varios oficiales fueron secuestrados.