La junta directiva del Banco Mundial afirmó que aún hay “una serie de asuntos” que involucran el papel que el presidente del banco, Paul Wolfowitz, desempeñó al asegurar una promoción para su novia.

La junta emitió hoy, viernes, una declaración indicando que había acordado realizar un procedimiento para enfrentar la polémica “de manera urgente, efectiva y ordenada”.

La junta de 24 miembros se reunió la noche del jueves para analizar las recientes revelaciones que indican que Wolfowitz desempeñó un papel importante en el considerable aumento de salario y nuevo cargo otorgado a Shaha Riza, cuando asumió la presidencia del banco en 2005.

Los críticos de Wolfowitz lo acusan de hipocresía, ya que ha estado impulsando una política de lucha contra la corrupción en el Banco Mundial.

Wolfowitz ha ofrecido disculpas por lo que calificó como un error, aunque dijo que no planea renunciar.