La Organización de Alimentos y Agricultura de la ONU está ayudando a los empobrecidos agricultores haitianos.

Un programa de la FAO, conocido como Iniciativa Internacional por los crecientes precios de los alimentos, está distribuyendo semillas y herramientas entre los más vulnerables agricultores de Haití, para la temporada de siembra.

El programa está destinado a ayudar a los agricultores a enfrentar el creciente costo de los alimentos, el combustible y el fertilizante.

Haití, el país más pobre del hemisferio oocidental, fue particularmente afectado por los crecientes precios de los alimentos, lo cual llevó a mortales disturbios, en abril.

El representante de la FAO en Haití dice que los agricultores haitianos tienen el potencial de alimentar a mucha más parte de la población.

La operación de cuatro millones de dólares alcanzará a unas 70 mil familias rurales en las partes más pobres de Haití.