China seguiría reprimiendo a la disidencia del Tíbet a pesar de las Olimpíadas de Beijing, según el Dalai Lama dijo a un grupo de legisladores franceses.

Los parlamentarios franceses sostuvieron un encuentro privado con el exiliado líder espiritual del Tíbet, el miércoles, en París.

Los legisladores dieron a conocer que el Dalai Lama les dijo que las autoridades chinas están llevando a cabo arrestos arbitriarios, ejecuciones sumarias y torturas mortales en el Tíbet.

El líder espiritual tibetano también dijo que China reforzó su presencia militar en la provincia.

El legislador francés Jean- Lousi Bianco cita declaraciones del Dalai Lama según las cuales Bejing tiene previsto enviar un millón de chinos de mayoría Han a establecerse en el Tíbet después de las Olimpíadas.

China niega que esté tratando de cambiar la demografía del Tíbet y asegura que ha hecho esfuerzos por preservar la cultura tibetana. 

Beijing acusa al Dalai Lama de incitar recientes protestas para sabotear los Juegos, una acusación que el Dalai Lama rechaza.