La aspirina es un medicamento de venta libre de bajo costo ampliamente usado para tratar el dolor y reducir la fiebre.

Un equipo de científicos informaron de que tomar bajas dosis de aspirina todos los días puede disminuir el riesgo de muchos tipos de cáncer.

Los especialistas en el tema sugieren que los mayores de 40 años deberían consumirla diariamente como medida de prevención.

En un estudio en donde se incluyeron a 25.570 pacientes, los expertos hallaron que las muertes por cáncer entre quienes consumían aspirina en dosis de 75 miligramos diarios eran un 21% menores durante las investigaciones y un 34% por ciento inferiores después de cinco años.

La aspirina protegió a las personas, sobre todo, del cáncer gastrointestinal, según reveló el estudio, con tasas de muerte por estos tumores alrededor de un 54% menos después de cinco años entre quienes consumían el fármaco.

Alastair Watson, profesor de la Universidad de East Anglia en el Reino Unido, manifestó que el nuevo estudio era un paso importante en la comprensión científica de cómo prevenir el cáncer.

"Es una prueba más de que la aspirina es, por lejos, el fármaco más increíble del mundo", dijo el experto.