Al menos cuatro personas murieron en Bagdad en varios ataques con bombas.

Más de 20 personas resultaron heridas en explosiones en la capital iraquí.

Un vehículo explotó cerca de una terminal de autobuses en el distrito de Bayaa, en el suroeste de Bagdad. Poco después, una segunda bomba detonó, aparentemente con la policía como blanco final y los trabajadores de rescate que llegaban al lugar.

En el centro de Bagdad, el estallido simultáneo de dos bombas colocadas en el camino dejó una persona muerta y cinco heridas, informaron las autoridades.

En otras partes de Irak, las autoridades informaron que dos policías murieron y dos civiles resultaron heridos en otro atentado con bombas al suroeste de Kirkuk.