Un miembro de la Marina de Estados Unidos pide que no deporten a su padre a Guatemala

Un infante de la Marina de Estados Unidos pidió al gobierno que no deporten a su padre, antes de partir a una misión de combate en Afganistán.

El cabo Aspar Andrés pidió compasión para su padre, Juan Andrés, un trabajador de campo guatemalteco condenado a ser deportado.

El periódico Courier-Journal dijo que Juan Andrés, de 41 años, llegó ilegalmente de Guatemala hace más de 25 años. Lo detuvieron cuando acompañaba a un amigo a la oficina de inmigración para servirle de traductor, y un funcionario advirtió que se encontraba en el país sin documentos.

La abogada de Andrés, Becca O'Neill, pidió a Inmigración que aplace la deportación para que el guatemalteco pueda presentar sus argumentos.