Cómo ven los demócratas a Ryan

El director de campaña del presidente Barack Obama, Jim Messina, reaccionó de inmediato tras la elección del congresista Paul Ryan como número dos en la boleta republicana calificándolo de arquitecto de un plan radical para reducir el déficit fiscal del país y de potencial desastre para la clase media y los estadounidenses de edad avanzada.

Messina dijo que Ryan comparte con Mitt Romney “la errónea visión de que reducir los impuestos a los más ricos dará como resultado una economía más fuerte", teoría que llevaría a los republicanos a repetir los “catastróficos errores” que dieron lugar a la crisis económica.

Líderes demócratas sostienen que las rebajas tributarias a los estadounidenses más adinerados contribuirían a elevar el déficit fiscal de la nación y serían “una carga” para la clase media.

"Como miembro del Congreso, Ryan dio su aprobación a las insensatas políticas económicas de (George W.) Bush que agrandaron el déficit de EE.UU y quebraron nuestra economía”, dijo Messina en un comunicado.

Analistas demócratas consideran que con la elección de Ryan, Romney ha capitulado frente a los sectores más conservadores dentro del Partido Republicano.