El presidente Barack Obama reiteró un ofrecimiento para ayudar a India a reducir las tensiones con Pakistán.

En un discurso ante el Parlamento de India, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció su apoyo a una reforma de Naciones Unidas, y a la candidatura de India como miembro permanente del Consejo de Seguridad.

"El orden internacional justo y sustentable que Estados Unidos busca, incluye unas Naciones Unidas eficientes, efectivas, con credibilidad y legitimidad", dijo el mandatario y "en los próximos años espero una reestructuración del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas que incluye a la India como miembro permanente", afirmó.

Los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad son Estados Unidos, China, Francia, Gran Bretaña y Rusia.

El presidente estadounidense agradeció "profundamente" en el nombre de su esposa Michelle, en el suyo propio y en el del pueblo estadounidense, por el recibimiento.

Lea además: Indonesia próxima escala de Obama

El mandatario valoró el hecho de visitar India a menos de dos años de asumir la presidencia en lo que definió como el "viaje más largo" de su presidencia, tras tres días en India.

Obama saludó a los mil millones de habitantes de India, a la que valoró como "la mayor democracia del mundo" y saludo también a los "tres millones de patriotas indo-estadounidenses".

También, el mandatario estadounidense destacó la forma en la que la economía, la tecnología y el conocimiento han evolucionado en India, que la han convertido en "uno de los motores de la economía mundial" y señaló que es un ejemplo a seguir.

En particular, Obama destacó que "India ha tenido éxito debido a su democracia" y recordó que en ambos países "los diferentes partidos políticos reconocen y destacan la relación mutua".

Reunión con Manmohan Singh

Estados Unidos e India se comprometieron a fortalecer sus vínculos para promover una visión compartida de paz y prosperidad en Asia y en todo el mundo.

El presidente estadounidense, Barack Obama, y el primer ministro de India, Manmohan Singh, hablaron con la prensa después de una reunión en Nueva Delhi.

Ambos líderes coincidieron en reafirmar las declaraciones del presidente estadounidense, de que la relación entre Estados Unidos e India, definirá el siglo XXI.

El presidente Obama también reiteró un ofrecimiento para ayudar a India a reducir las tensiones con Pakistán, pero dijo que Estados Unidos no puede imponer una solución.

Al respecto, el mandatario estadounidense dijo que Pakistán es un país estratégicamente importante y que entiende la amenaza de extremistas en sus fronteras.

“Nuestra posición ha sido ser honestos y francos con Pakistán para decirle que somos su amigo”, dijo el presidente Obama, quien insistió en que la amenaza extremista “es un problema y les ayudaremos, pero el problema tiene que ser resuelto”.

Obama dijo que aunque India y Pakistán tienen interés en reducir las tensiones en la región, Estados Unidos "no puede imponer la solución a estos problemas" y señaló que "estaríamos contentos con desempeñar cualquier papel que las partes consideren apropiado".

Obama y Singh destacaron una serie de nuevos acuerdos destinados a reprimir el terrorismo, compartir datos de inteligencia y prevenir la expansión de las armas nucleares. Ambos líderes dijeron que otros acuerdos están diseñados para impulsar el comercio y las inversiones entre ambos países.