La ciudad japonesa de Nagasaki recordó los 65 años de su destrucción en un ataque con bomba atómica lanzado por Estados Unidos.

La ceremonia comenzó a las 11:02 de la mañana, hora local, el mismo momento en que Estados Unidos lanzó una bomba atómica en la ciudad sureña japonesa, el 9 de agosto de 1945.

Representantes de 32 países, incluidos Gran Bretaña y Francia, asistieron al evento. La Embajada de Estados Unidos dijo que el embajador John Roos, no pudo asistir debido a un conflicto de agenda, pero que estuvo presente en Hiroshima, el viernes, en los actos conmemorativos en esa ciudad.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, fue uno de los dignatarios que habló en Hiroshima, convirtiéndose en el primer jefe de la ONU que asiste a la conmemoración anual. Ban instó a la eliminación de las armas nucleares y reafirmó una promesa que hizo en Nagasaki.