Las autoridades de salud están alarmadas con el problema del sobrepeso de la población estadounidense. En 20 años, la tasa de esta enfermedad se duplicó.

Hoy en día, el 25 por ciento de la población en los Estados Unidos es obesa y as causas del fenómeno están vinculadas con la pobreza.

En 1980, el 15 por ciento de los estadounidenses adultos eran obesos. Hoy en día, la cifra se duplicó.

La fundación “Por un Estados Unidos saludable”, organización no gubernamental, reveló el resultado en su séptimo informe sobre el tema.

Según Jeff Levi, director de la organización, en 1991 no había un sólo estado con una tasa de obesidad por encima del 20 por ciento. Ahora, 38 estados tienen índices de más del 25 por ciento de obesidad en adultos.

Desde el año pasado, según el informe de la organziacion, cuatro estados revasaron el índice de obesidad del 30 por ciento de sus adultos.

Segun Levi, se debe en parte a que somos menos activos.

"Hay muchas explicaciones. Una es que somos menos activos que lo que solíamos ser. Construímos nuestras sociedades alrededor de la inactividad”, dice Levi.

Los estudios también muestran una relación directa entre la obesidad y el tiempo que se pasa frente al computador o al televisor.

Levi asegura que el fenómeno también está directamente relacionado con la pobreza. Los alimentos saludables son muy costosos. Esto significa que los pobres no tienen acceso a ellos:

"La gente con menos recursos, vive en vecindarios inseguros y con menores oportunidades para la actividad física. La combinación de comer más calorías con menos oportunidades para quemarlas, crea la epidemia de obesidad”, recalcó Levi.

En 2010, Michelle Obama, la primera dama estadounidense, emprendió una campaña para luchar contra esta epidemia.

De la mano de la obesidad crece la expansión de enfermedades como la diabetes, la presión alta, las enfermedades cardíacas y el cáncer.