El Instituto del Premio Nobel de la Paz en Noruega recibió una advertencia por parte de China de no entregar el prestigioso premio  a un disidente chino, ya que estas acciones podrían tener un efecto negativo en las relaciones diplomáticas entre Oslo y Beijing.

Geir Lundestad, director del instituto, comentó que recibió una nota de advertencia por parte del vice ministro de Relaciones Exteriores chino Fu Ying, durante una reunión en la embajada de China en Oslo, 2010.

Un grupo prominente de académicos, escritores y abogados en China, piden al Comité Noruego del Nobel, premiar este año a Liu Xiabao por su esfuerzo y lucha por la paz e igualdad en su país.

Liu es un veterano de las protestas de la Plaza de Tianamén de 1989 en Beijing y uno de los activistas chinos más prominentes en su lucha por la libertad política y de los derechos humanos en China. Liu fue acusado en diciembre de 2009 de subvertir el estado de poder y sentenciado a 11 años de prisión