Wray fungió como asistente al fiscal general de 2003 a 2005 y fue miembro de la fuerza de tarea sobre fraude corporativo del presidente George W. Bush.
El nuevo director del FBI, Christopher Wray, fue supervisor de investigaciones sobre fraude corporativo durante el gobierno de George W. Bush.

El Senado confirmó el martes a Christopher Wray como nuevo director del FBI, en reemplazo de James Comey, quien fue despedido por el presidente Donald Trump.

La votación quedó 92-5 a favor de Wray, quien trabajó en el Departamento de Justicia durante el gobierno de George Bush hijo como supervisor de investigaciones sobre fraude corporativo y fue respaldado unánimemente por la Comisión de Asuntos Jurídicos del Senado el mes pasado.

Republicanos y demócratas lo elogiaron por prometer que nunca permitirá que la política interfiera en la misión del organismo.

Wray tomará las riendas de una agencia que está pasando por un momento particularmente difícil después de que Trump despidiera a Comey, quien era admirado dentro del buró.

"Aparte de credenciales, creo que el señor Wray tiene la idea correcta del trabajo", dijo el presidente de la Comisión Judicial Chuck Grassley, republicano de Iowa.

Trump despidió a Comey abruptamente en mayo pasado, en medio de una investigación sobre la interferencia rusa en las elecciones del 2016 y sobre posibles vínculos con la campaña republicana.

La Comisión Judicial también está investigando la interferencia rusa.