El senador republicano por Arizona Jeff Flake expresa apoyo a Brett Kavanaugh, nominado para la Corte Suprema de EE.UU.
El senador republicano por Arizona Jeff Flake expresa apoyo a Brett Kavanaugh, nominado para la Corte Suprema de EE.UU.

El candidato a la Corte Suprema de Estados Unidos Brett Kavanaugh obtuvo el apoyo de un senador republicano clave el viernes, prácticamente asegurando que su nominación avanzará al pleno del Senado un día después de negar categóricamente que haya atacado sexualmente a una mujer que testificó que estaba "100 por ciento" segura que él era culpable.

La votación de la Comisión Judicial del Senado se programó para la 1:30 p.m. el viernes. El presidente del panel, el republicano Chuck Grassley, anunció que dio un giro al orden. Las emociones se dispararon, varios senadores demócratas se retiraron por un tiempo en señal de protesta.

Momentos antes de que se convocara el panel, el senador republicano porArizona Jeff Flake, miembro del panel, anunció que votaría para confirmar a Kavanaugh, de quien dijo que tenía derecho a la "presunción de inocencia… evidencia ausente que corrobora".

"Mientras que algunos pueden argumentar que se debe aplicar un estándar diferente con respecto a las responsabilidades de asesoramiento y consentimiento del Senado, creo que las disposiciones de imparcialidad y debido proceso de la Constitución se aplican aquí también", dijo Flake. "Voy a votar para confirmar al juez Kavanaugh".

El juez Brett Kavanaugh testifica ante la Comisión Judicial del Senado el jueves, 27 de septiembre de 2018.

​​Tan pronto como la comisión comenzó a sesionar, los demócratas presentaron una moción para citar a Mark Judge, un amigo de la escuela secundaria de Kavanaugh que según Ford declaró fue testigo del presunto asalto sexual. Judge ha dicho que no recuerda el incidente, y la moción presentada por el senador Richard Blumenthal, demócrata por Connecticut fue bloqueada por los republicanos en una votación. Blumenthal y otros demócratas, entre ellos Kamala Harris de California y Mazie Hirono de Hawaii, salieron de la sala de audiencias.

Un demócrata que no forma parte de la comisión, el senador Bill Nelson de Florida, agregó su nombre a la oposición. Nelson, quien se enfrenta a una dura reelección este otoño en su estado, anunció el viernes que votaría en contra de Kavanaugh.

Mientras tanto, había indicios de que el notable testimonio del jueves ante el panel, en el que Kavanaugh declaró enojado su inocencia y que Ford relató tranquilamente el momento en que ella dice que la atacó, se había registrado negativamente con dos organizaciones cuyo apoyo había recibido anteriormente Kavanaugh.

​​El Colegio de Abogados de Estados Unidos (American Bar Association) que previamente le dio a Kavanaugh su calificación más alta pidió a la Comisión del Senado y al pleno del Senado que posterguen sus votaciones hasta que el FBI pueda verificar los antecedentes de los reclamos de asalto sexual, algo que el presidente Donald Trump ha rechazado ordenar. Grassley, también, se ha negado.

La vocera de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, desestimó eso este viernes, diciendo a los periodistas que Kavanaugh ya ha pasado por seis investigaciones de antecedentes por parte del FBI.