El expresidente estadounidense Barack Obama habla  en el campus de la Universidad de Illinois en Urbana.
El expresidente estadounidense Barack Obama habla en el campus de la Universidad de Illinois en Urbana.

El expresidente Barack Omaba se une a la batalla por las elecciones de medio término. Durante el discurso de aceptación de un premio a la ética en el gobierno en la Universidad de Illinois, hizo un llamado al voto y acusó a los republicanos por sus políticas de “división y resentimiento”

Obama llamó a todos los ciudadanos estadounidenses a votar en las venideras elecciones de noviembre, afirmando que "nuestra democracia depende de ellos". 

Indicó que es momento decisivo para la historia y "las consecuencias de alguno de nosotros sentados en el baquillo son más terribles" que en cualquiera otra elección.

En términos inusualmente directos, expresó claramente sus preocupaciones sobre la política en la era de Trump. Afirmó que "es un síntoma, no una causa" de lo que está dividiendo al país, agregando que el presidente, está capitalizando los resentimiento, miedos y rabias que los políticos han avivado. 

Esto sería consecuencia, continúa Obama, de un mundo en constante cambio y la creciente desigualdad. Considera que los políticos que apelan al miedo utilizan "un viejo libro de jugadas”.

"En dos meses tenemos la oportunidad, no la certeza, pero la oportunidad de restablecer cierta apariencia de cordura en nuestra política", expuso Obama. "En realidad, solo hay una forma de controlar las malas políticas y los abusos de poder, y es usted y su voto".

Obama aprovechó la tribuna para hacerle un llamado al partido republicano. “La política de división y resentimiento y la paranoia han desafortunadamente encontrado un lugar en el partido republicano”, sentenció.

El mandatario señaló que el Congreso controlado por los republicanos han abogado por la anulación de la Ley de financiamiento y dificultado el voto de las mayoría. Criticó que los miembros de este partido “coaccionaran” con el antiguo jefe de la KGB, haciendo referencia al presidente ruso Vladimir Putin.

“¿qué pasó con el Partido Republicano?”, cuestionó.

Además, indicó que Estados Unidos necesita restaurar la "honestidad y la decencia" en el gobierno. Hizo mención a la "presión partidista" a las instituciones, específicamente al Fiscal General. 

Urgió a los presentes en la Universidad, que no se pueden "sentar y esperar a un salvador". Ratificó que la mayor amenaza que enfrenta la democracia no es Trump, si no la indiferencia. 

Este discurso es el primer paso de Obama en la campaña por las elecciones de medio término. Sus asesores aseguran que es un avance de su participación durante este temporada de campaña.

Luego de que gran parte de su tiempo después de salir del cargo lo ocupara lejos de la política, Obama tiene pautado varios eventos los próximo días donde acompañará a candidatos demócratas en sus campañas.

Después de esta parada en Illinois, el ex presidente viajará a California para hacer campaña por un grupo de candidatos demócratas en un evento en Orange County. La semana que viene regresará a Ohio para acompañar en su campaña a Richard Corday y otros demócratas.

Ambos partidos están instando a que la gente acuda a las urnas para las elecciones legislativas del 6 de noviembre, cuando los demócratas necesitan obtener 23 escaños más en la Cámara de Representantes y otros dos escaños en el Senado para obtener la mayoría en el Congreso y así frenar la agenda de Trump.

Trump fue desdeñoso con los conceptos de Obama. "Lo siento, lo vi pero me quedé dormido", dijo durante un evento para recaudar fondos en Dakota del Norte. "Descubrí que es muy, muy bueno para dormir".