Una cultivadora de flores y florista en Marshall, Carolina del Norte, muestra sus productos más vendidos en esta época del año.
Una cultivadora de flores y florista en Marshall, Carolina del Norte, muestra sus productos más vendidos en esta época del año.

MARSHALL, CAROLINA DEL NORTE - El clima más cálido, los días más largos y las flores renaciendo coinciden con las vacaciones de Pascua. Este año, a pesar de la pandemia, es como cualquier otro, ya que los floristas ven un aumento en el negocio durante el fin de semana, dice Emily Copus, cuyo negocio Carolina Flores, está en Marshall, Carolina del Norte.

“La gente está tan emocionada de que la primavera finalmente esté aquí, ha sido un invierno tan largo. Ha sido más largo que un invierno normal, como si se sintiera como si el año pasado fuera invierno todo el tiempo ... Creo que COVID hizo que a la gente le encantaran más las flores", afirmó Copus a la Voz de América.

La Pascua, en la que los cristianos celebran la resurrección de Jesucristo, tiene lugar a fines de marzo o principios de abril, aproximadamente al mismo tiempo que los tulipanes florecen en muchos lugares del hemisferio norte, y le gustan a mucha gente.

En Fotos: Las Flores de Cerezo en Washington
En Washington, D.C., la capital de EE.UU.,

“La gente está muy emocionada de que los tulipanes estén brotando. Y son, más que cualquier otra flor, tan vigorosos, como la forma en que brotan. Y son enormes de inmediato y crecen muy rápido. Y luego las flores son tan coloridas, y tan impactantes. Supongo que esa es la conexión de Pascua, toda la idea de renacer para una nueva temporada", afirma la florista a la VOA.

Copus, que cultiva todas las flores que vende, dice que, por hermoso que sea el trabajo, conlleva muchos desafíos.

“Es súper físico. Llevamos cubos de agua y, ya sabes, estamos de pie todo el día y también hay muchas tareas repetitivas que requieren cierta cantidad de memoria muscular. Envolver ramos de flores es un gran ejemplo. Es una de esas cosas que la gente encuentra muy frustrante porque parece fácil, pero es difícil", explica la empresaria.

La Pascua es una de las festividades más concurridas para los floristas locales en los Estados Unidos, y las familias piden flores de primavera para sus reuniones con sus seres queridos.

El año pasado, en el apogeo de la pandemia, Copus cerró su tienda durante meses, solo cumpliendo entregas. En ese momento, comenzó un servicio de entrega de comestibles en línea en la parte trasera de la tienda para ayudar a los agricultores locales a medida que el negocio de los restaurantes decaía.

"Estamos interesados en la agricultura porque la tierra es muy hermosa y nos encanta vivir aquí y queríamos encontrar una manera de utilizar el recurso de una manera productiva", comenta la florista.

Ahora, después de meses de tener cerrado el local y pasar un largo invierno, Copus es una de los muchos floristas emocionados de celebrar el feriado de Pascua y los días más brillantes que se avecinan.