Pompeo 2
El secretario de Estado Mike Pompeo habla durante una conferencia de prensa en el Departamento de Estado en Washington. Octubre 21, 2020.

El gobierno de Estados Unidos rechazó el lunes las elecciones parlamentarias venezolanas, en las que el Poder Electoral le dio más del 60% al chavismo, e indicó que el nuevo parlamento será un “títere” del presidente en disputa Nicolás Maduro.

A través de un comunicado, el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, apuntó que el gobierno en disputa montó una “farsa política” que no cumplió con “ningún estándar mínimo de credibilidad”.

“Esta farsa no fue más que un intento de instalar una Asamblea Nacional cómplice y títere, en deuda solo con Maduro”, se lee en el texto.

Aseguran que el gobierno en disputa manipuló las elecciones a su favor mediante la “incautación ilegal de los nombres de los partidos políticos”, “la manipulación del proceso por parte de su consejo electoral leal” e intimidación.

El presidente en disputa de Venezuela, Nicolás Maduro
CNE venezolano otorga la mayoría del Parlamento al partido de Maduro
Según datos recopilados por la oposición la abstención habría sido de más del 80%.

El texto del Departamento de Estado señala al gobierno en disputa de detener a sus oponentes y de “intensificar su hostigamiento” a trabajadores humanitarios”.

“Un régimen tan brutal e insensible es incapaz de celebrar elecciones libres y justas”,  sostiene la declaración.

Además incluye un llamado a la comunidad internacional a no permitir que Maduro “se beneficie de robar unas segundas elecciones”. EE.UU, argumenta que las elecciones de mayo de 2018, donde resultó electo el mandatario en disputa, carecieron de estándares nacionales e internacionales.

“Ni Maduro ni una nueva Asamblea Nacional elegida fraudulentamente representarán la legítima voz del pueblo venezolano, que debe expresarse a través de elecciones presidenciales libres y justas”, concluye el texto.

De acuerdo al primero boletín del Consejo Nacional Electoral (CNE), la participación fue de 31 por ciento, registrando 5.264.104 votos. Hasta ese momento, el chavismo logró el 67,6 por ciento de los votos. Los partidos opositores que decidieron no unirse al llamado de Guaidó de no participar, obtuvieron un 17,95%.

El Poder Electoral aseguró que fue “una jornada electoral impecable” y “en paz”.

Maduro aseguró que con esta victoria estamos “ratificados y recontra ratificados”.