Naftali Bennett, Prime Minister-designate, speaks at the Knesset, Israel's parliament, during a special session whereby a…
El nuevo primer ministro de Israel, Naftali Bennett, habla ante la sesión del Parlamento que confirmó a su coalición de gobierno el 13 de junio de 2021.

El presidente de EE. UU. felicitó el domingo al nuevo primer ministro de Israel, Naftali Bennett, y expresó su firme intento de profundizar la cooperación entre los dos países para enfrentar muchos retos en el Oriente Medio.

Bennet fue juramentado el domingo como nuevo líder del Estado Judío tras la confirmación del Parlamento israelí a su coalición que puso fin a 12 años de gobierno del exprimer ministro Benjamín Netanyahu.

En una conversación telefónica con Bennett, Biden subrayó sus décadas de apoyo a las relaciones de Estados Unidos con Israel y su compromiso inquebrantable con la seguridad israelí.

Biden dijo que Israel no tiene un amigo mejor que Estados Unidos y prometió trabajar estrechamente con el gobierno israelí en los esfuerzos para avanzar la paz, la seguridad y la prosperidad para israelíes y palestinos.

La coalición encabezada por Bennett está compuesta por una extraña unión de ocho partidos de derecha, del centro y la izquierda, que logaron agruparse con el objetivo principal de desplazar a Netanyahu. Algunos de ellos fueron incluso sus colaboradores en gobiernos anteriores.

Israel ha celebrado cuatro elecciones en los últimos dos años y en ninguna de las anteriores la oposición recabó el suficiente apoyo para superar a Netanyahu, quien se mantuvo en el cargo como jefe de gobierno provisional.

El centrista Yair Lapid reemplazará a Naftali Bennett como primer ministro de Israel dentro de dos años.

Bennett, de 49 años y líder del pequeño partido de extrema derecha Yamina, será primer ministro por dos años y después será reemplazado por Yair Lapid, exministro de Finanzas y exlocutor de televisión, quien fue el artífice de la coalición.

El partido centrista Yesh Atid de Lapid quedó segundo tras el Likud de Netanyahu en las elecciones del pasado 23 de marzo.

Netanyahu, quien hizo todos los esfuerzos por impedir la ratificación de la nueva coalición, será ahora el líder de la oposición, pero enfrenta juicios por corrupción sin el amparo que tenía como primer ministro.

La nueva coalición presenta la novedad de incluir a un partido árabe, el islamista Raam, que busca nuevas inversiones en programas para los árabes en Israel, que hacen el 20% de la población.

Debido a su composición, los expertos estiman que el nuevo gobierno podría tomar un giro hacia el centro político, aunque otros dudan de su cohesión duradera debido a la diversidad de fuerzas que lo componen.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en redes sociales: FacebookTwitter e Instagram.