Enlaces para accesibilidad

Actor mexicano Pablo Lyle es sentenciado a cinco años de prisión en Miami


El actor Pablo Lyle hace un gesto a sus familiares en una sala de corte en el edificio Richard E. Gerstein en Miami, el 12 de diciembre de 2022.(Carl Juste/Miami Herald vía AP, Pool, archivo)

Lyle fue acusado de dar un puñetazo mortal a un hombre durante un incidente en una calle de Miami en 2019.

El actor mexicano Pablo Lyle fue sentenciado el viernes en Miami a cinco años de prisión y ocho años de libertad condicional por homicidio involuntario tras una confrontación por un incidente vehicular ocurrido en 2019.

La condena tiene lugar casi cuatro años después de haber sido acusado por la muerte de Juan Ricardo Hernández, un hombre de 63 años al que golpeó en la vía pública.

La jueza Marisa Tinkler Mendez dictó la sentencia al final de una audiencia de más de tres horas realizada en los tribunales estatales, dos meses después de haber rechazado un pedido de Lyle para un nuevo juicio y de ratificar el veredicto de culpabilidad emitido por un jurado de seis miembros.

El actor de telenovelas de 36 años, quien apareció en la serie de Netflix “Yankee” y en la película “Mirreyes contra Godínez”, enfrentaba una condena máxima de 15 años en prisión. Sus abogados pedían que fuera reducida a un año.

Como parte de la sentencia, la jueza le condenó también a aprender a resolver conflictos, y a 500 horas de trabajo comunitario. Lyle tiene 30 días para apelar la orden de la jueza ante un tribunal de mayor jerarquía.

Sentado y portando uniforme de presidiario rojo y esposas en sus muñecas, Lyle escuchó su sentencia. Poco antes había expresado su arrepentimiento por su accionar.

“Lo siento mucho”, dijo en español dirigiéndose a la familia de Hernández. “Es la disculpa más sincera, con mi corazón”.

Luego de un juicio de poco más de una semana, Lyle fue declarado culpable en octubre de homicidio involuntario por la muerte de Hernández, con el que tuvo un altercado por un incidente automovilístico en las cercanías del aeropuerto de Miami en marzo de 2019.

Hernández, de origen cubano, recibió un puñetazo del actor y cuatro días después falleció en un hospital por una lesión cerebral. El incidente quedó grabado en cámaras de seguridad.

La magistrada dijo que Lyle tomó una “mala decisión” como consecuencia de su ira y “tiene que hacerse responsable” por esas acciones.

“La evidencia muestra que la acción del señor Lyle fue un acto de violencia”, dijo la jueza Tinkler Mendez, tras explicar que la sentencia del actor había sido una de las decisiones más difíciles de su carrera judicial. “Nada va a aliviar el dolor de la familia” de Hernández, indicó.

La audiencia incluyó el testimonio de Lyle, su cuñado, su hermana y su esposa.

En el caso de los testimonios presentados por los representantes de Hernández, habló uno de sus hijos, su prometida y su madre, que tiene 92 años y vive en Cuba. La madre suplicó en un video grabado con antelación “que se acabe de hacer justicia”.

Tras describir a su padre como una persona muy alegre, atenta, con buena salud y principios, Juan Ricardo Hernández hijo le pidió a la jueza que condenara a Lyle al máximo de 15 años. Explicó que el día anterior al altercado, había estado con él.

“No quería creer que era él”, dijo el hijo de Hernández al recordar cuando acudió al hospital para ver a su padre tras recibir la noticia.

Los abogados de Lyle habían pedido que el juicio y el veredicto fueran anulados, bajo alegatos de que hubo inconsistencias y no se admitieron pruebas ni testigos que habrían demostrado que el actor actuó por temor a su vida y la de sus hijos.

Desde el principio del proceso judicial, la defensa señaló que Lyle actuó en defensa propia y lo reiteró en la audiencia de la sentencia, a pesar de que ese alegato ya había sido descartado por el jurado que dictó el veredicto y por una corte de mayor jerarquía, que fue la que ordenó devolver el caso a juicio.

El actor había permanecido detenido desde que los seis miembros del jurado emitieron su veredicto el 4 de octubre, ya que la jueza negó el pedido de continuar bajo arresto domiciliario.

El incidente vehicular ocurrió cuando el cuñado de Lyle trasladaba al actor, su esposa y sus dos hijos al aeropuerto.

De acuerdo con los videos de seguridad, Hernández paró su vehículo en un semáforo en rojo, bajó y se acercó a la ventanilla del conductor del automóvil en el que iba el actor para reclamar que le habían cerrado el paso.

El cuñado de Lyle descendió del carro y discutió con Hernández, pero cuando vio que su vehículo se estaba moviendo regresó a su asiento. Entonces Lyle, que estaba en el lugar del copiloto, bajó, corrió hacia Hernández y lo golpeó en el rostro, según los videos.

El automóvil con el actor se retiró del lugar, y Hernández quedó tendido en el piso, solo. Horas después, el actor fue detenido en el aeropuerto de Miami, cuando estaba por abordar un avión rumbo a México.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG