Enlaces para accesibilidad

Bachelet: represión contra medios arriesga lucha contra el coronavirus


La chilena Michelle Bachelet, alta comisionada de Naciones Unidas para los derechos humanos dice que nodebe usarse la pandemia como excusa para reprimir a periodistas y medios.

No hay mucha novedad. Los que están reprimiendo a los periodistas son los mismos de siempre, los que lo han hecho antes. Pero en este momentos de pandemia, la información confiable es vital en la lucha contra el coronavirus.

La Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, dijo que los intentos de varios gobiernos por silenciar a los medios independientes están poniendo en peligro la salud de la gente y obstruyendo los esfuerzos por acabar con la pandemia del coronavirus.

Bachelet dijo el viernes en un comunicado que líderes de algunos países están usando la pandemia como un pretexto para callar la crítica de sus regímenes.

Aseguró que los periodistas están siendo arrestados o intimidados, mientras otros son amenazados para prevenir que reporten la verdad, especialmente sobre el coronavirus.

El portavoz de la Alta Comisionada, Rupert Colville, dijo que publicar la verdad es vital en estos tiempos.

“Todos necesitamos buena información. Y ese, es un tema de salud. Quiero decir que si recibimos mala información, eso podría conducir a las personas a tomar decisiones erradas en sus vidas, que podría llevarlos a contagiarse con el coronavirus o contagiar a otras personas. Así es que es absolutamente vital que tengamos información confiable”, dijo Colville.

Desde el inicio del brote, el Instituto de Prensa Internacional, basado en Viena, ha registrado más de 130 supuestas violaciones contra los medios alrededor del mundo. Encontró que casi 40 periodistas han sido arrestados por reportes críticos de la respuestas gubernamentales a la pandemia.

Entre ellos tres periodistas que desaparecieron en Wuhan, China, tras publicar artículos críticos de la reacción de las autoridades chinas a la pandemia del coronavirus.

Li Zehua, quien desapareció el 26 de febrero, reapareció hace dos días. Colville dijo que no se ha sabido nada de Chen Qiushi, quien lleva 75 días desaparecido, o de Fang Bin, quien desapareció en febrero.

En general, Colville dijo que su organización ha recopilado información de agresiones física y otras formas de ataques contra periodistas y medios en 29 países. Estos incluyen a México, Guatemala, Filipinas, Bangladesh, Arabia Saudí y Tanzania.

“El tipo de líderes que están criticando a los periodistas en una forma que es perturbadora, son en cierta forma, los mismos de siempre. Estos son los líderes que lo han hecho antes, que no toleran críticas a sus políticas… en Turquía, por ejemplo, el presidente Tayyip Erdogan, dijo que su país no sólo necesita ser salvado del coronavirus, pero también de los medios y virus políticos”, dijo Colville.

En un comunicado el viernes, Bachelet advirtió a no culpar al mensajero. Urgió a los países a promover un debate saludable sobre la pandemia y sus consecuencias, en lugar de amenazar periodistas y silenciar la crítica.

Agregó que el debate abierto y transparente genera confianza del público y resulta en medidas que protegen la salud de líderes de estados, así como de sus poblaciones. Dijo que proteger a periodistas del acoso, amenazas, arrestos y censura ayuda a mantener a todos seguros.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG