Enlaces para accesibilidad

Blinken promete apoyo de EEUU a Israel a pesar de inquietud por el gobierno


ARCHIVO - El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, gesticula durante una conferencia de prensa celebrada como parte de una reunión de la OTAN en Bucarest, Rumania, el 30 de noviembre de 2022.

Blinken dijo que la administración Biden se comprometería con el gobierno de Netanyahu en función de sus políticas y no de personalidades.

El secretario de Estado, Antony Blinken, dijo el domingo que Estados Unidos no dejará de brindar su apoyo inquebrantable a Israel a pesar de las marcadas diferencias con el primer ministro electo, Benjamin Netanyahu, y las preocupaciones que la administración de Biden pueda tener sobre los posibles miembros de su próximo gobierno de derecha.

En declaraciones a un grupo de izquierda al que algunos de derecha acusan de simpatizar demasiado con los palestinos e Irán, Blinken dijo que Estados Unidos seguirá siendo un amigo incondicional de Israel incluso mientras persigue objetivos a los que Netanyahu se ha opuesto, incluido un sistema de dos estados, la resolución del conflicto israelí-palestino y la restauración del languideciente acuerdo nuclear con Irán de 2015.

La asociación, dijo, "nunca ha sido más fuerte de lo que es hoy".

Blinken dijo que la administración Biden se comprometería con el gobierno de Netanyahu en función de sus políticas y no de personalidades, incluidos los posibles ministros de alto rango del gabinete que han expresado opiniones vehementes antipalestinas y antiárabes en el pasado.

Pero Blinken también advirtió que EEUU se opondría a las políticas que marginan a los palestinos o dificultan una resolución de dos estados y serían perjudiciales para la seguridad a largo plazo de Israel o el futuro como un estado judío democrático.

“Esperamos que el nuevo gobierno israelí continúe trabajando con nosotros para promover nuestros valores compartidos”, dijo. "Comprometeremos al gobierno por las políticas que persigue, en lugar de personalidades individuales".

Funcionarios estadounidenses han expresado su preocupación por los posibles cargos en el gobierno de Netanyahu de al menos dos políticos israelíes de derecha: Itamar Ben-Gvir y Bezalel Smotrich.

A Ben-Gvir, un legislador conocido por su crítica anti-árabe y sus ardides provocativos, se le ha ofrecido el puesto de ministro de seguridad nacional, una posición poderosa que lo pondrá a cargo de la fuerza policial de Israel. Mientras tanto, a Smotrich, líder del partido Sionismo Religioso, que comparte puntos de vista anti-palestinos y anti-homosexuales, se le ha ofrecido supervisar la agencia israelí para asuntos civiles palestinos.

Blinken señaló que la relación entre Estados Unidos e Israel tiene siete décadas y que la administración de Biden “hablaría honestamente” con el nuevo gobierno israelí y con los palestinos, cuyos líderes dijo que también deben abstenerse de generar tensiones que pongan en peligro una solución de dos estados.

Señaló que la administración Biden continúa apoyando el reconocimiento de Jerusalén como la capital de Israel por parte de su predecesor y está trabajando para expandir los "Acuerdos de Abraham" del ex presidente Donald Trump que vieron a varias naciones árabes normalizar las relaciones con Israel. Elogió la reciente finalización de un acuerdo fronterizo marítimo entre Israel y el Líbano.

Los comentarios de Blinken se produjeron en la conferencia anual de J Street, un grupo pro-Israel que se ha distinguido del mucho más grande y antiguo Comité de Asuntos Públicos Estadounidense-Israelí al promover posiciones apoyadas por el Partido Demócrata.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Facebook Forum

Síganos en redes sociales

XS
SM
MD
LG