Enlaces para accesibilidad

Texas y Missouri demandan a Biden por suspender política inmigratoria de la era Trump


Familias de inmigrantes marchan hacia un albergue temporal en McAllen, Texas, EE. UU., el 8 de abril de 2021.

Los demandantes alegan que la Administración Biden ha eliminado medidas que ayudaban a disminuir la entrada a EE. UU. de solicitantes de asilo sin méritos para alcanzar tal estatus.

Los estados sureños de Texas y Missouri han presentado una demanda contra la administración del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, por eliminar medidas de protección a los inmigrantes que databan de la era del republicano Donald Trump.

La queja está enfocada en la recisión de los Protocolos de Protección al Migrante (MPP, por sus siglas en inglés), la herramienta del anterior Gobierno para hacer que los solicitantes de asilo permanecieran en México, a la espera de las decisiones judiciales de admisión o rechazo de entrada en Estados Unidos.

Con la llegada de Biden al poder en enero de 2021, aumentó drásticamente el número de inmigrantes que llegaban al país por la frontera sur, y los menores no acompañados ya suman miles en los albergues dispuestos por el Gobierno, principalmente en el estado de Texas.

Ante el creciente flujo de solicitantes de asilo, Biden se adelantó a anunciar que la frontera permanecía cerrada y tanto la Patrulla Fronteriza como el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) han insistido en el peligro que supone emprender semejante viaje, especialmente en tiempos de pandemia.

Los demandantes argumentan que “el MPP cambió los incentivos para los migrantes económicos con solicitudes de asilo débiles y, por lo tanto, redujo el flujo de extranjeros, incluidos los extranjeros que son víctimas de la trata de personas, hacia la frontera sur”.

En uno de los acápites explicativos de la demanda también indican que el aumento de inmigrantes con estatus irregular “ha infligido graves costos a Texas, al tiempo que el crimen organizado y los cárteles de la droga se aprovechan de las comunidades de migrantes y los niños a través de la trata de personas, violencia, extorsión, agresión sexual y explotación”.

El más reciente informe de la Oficina de Protección de Fronteras (CBP) reveló que en el mes de marzo de 2021 se produjo el mayor número de detenciones de inmigrantes en la frontera sur en los últimos años.

La CBP informó que unas 172.000 personas entraron en contacto con la Patrulla Fronteriza tratando de ingresar a Estados Unidos, de las cuales 103.900 fueron regresadas a México.

Por la parte de Missouri, la demanda protesta porque “la Administración Biden dejó de lado las leyes de inmigración promulgadas por el Congreso y suspendió las nuevas inscripciones en el MPP en su primer día en el cargo”.

Como dato adicional, la demanda indica que “en febrero de 2020, por ejemplo, el número de extranjeros detenidos o considerados inadmisibles en la frontera sur se redujo aproximadamente en 40.000 desde febrero de 2019”.

Misuri, señala el documento de cuarenta páginas, es un estado de destino y tránsito “para muchos traficantes de personas, incluidos los traficantes de personas de los países centroamericanos que han cruzado la frontera ilegalmente”.

La demanda insiste en que “la suspensión ilegal del MPP” por parte de la Administración Biden causará un daño inmediato e irreparable a ambos Estados”.

El argumento de la querella expuesta asegura que el aumento de inmigrantes que solicitan asilo “sin méritos” puede llevar a que muchos otros lo hagan y esto conlleve un gasto excesivo para las arcas de ambos estados.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones; o bien, síguenos en redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

XS
SM
MD
LG