Enlaces para accesibilidad

La inflación alcanza el 10% en la zona euro


ARCHIVO - La ilustración muestra billetes de euros y una bandera rota de la Unión Europea.

La inflación se ha visto impulsada por los constantes recortes en los suministros de gas natural de Rusia y los cuellos de botella en la cadena de suministros de materias primas.

La inflación en las naciones de Europa que usan el euro alcanza el doble dígito en momentos en que se disparan los precios de la electricidad y el gas natural, indicativo de una inminente recesión invernal para una de las principales economías del mundo mientras los costos más elevados socavan el poder de consumo de la población.

Los precios al consumidor en los 19 países que usan el euro se elevaron a un récord de 10% en septiembre respecto al año anterior y un incremento del 9,1% anual en agosto, informó la agencia estadística de la Unión Europea, Eurostat, el viernes. Hace apenas un año la inflación era del 3,4%.

Los aumentos de precios se encuentran en su nivel más alto desde que se empezó a llevar los registros del euro en 1997.

Los precios de la energía fueron los principales responsables, con un aumento del 40,8% respecto al año pasado. Los alimentos, el alcohol y el tabaco subieron un 11,8%.

La inflación se ha visto impulsada por los constantes recortes en los suministros de gas natural de Rusia y los cuellos de botella en la obtención de suministros de materia prima y refacciones en momentos en que la economía global sale de la pandemia de COVID-19.

Los recortes rusos han disparado los precios del gas al grado en que los negocios que emplean gran energía, como los de fertilizantes y el acero, aseguran que no pueden obtener ganancias de sus productos.

En tanto, los altos precios en las cuentas de servicios públicos, comida y combustible están dejando a los consumidores sin dinero para gastar en otras cosas. Ese es el principal motivo por el que los economistas están pronosticando una recesión, o una caída drástica y duradera en la actividad económica, para finales de este año y principios del siguiente.

Funcionarios europeos aseguran los recortes en los gasoductos de la exportadora rusa Gazprom son un chantaje energético con el objetivo de presionar y dividir a los gobierno europeos en torno a las sanciones de Occidente a Rusia y su apoyo a Ucrania, incluyendo el envío de armas.

Los precios más altos del gas se traducen en cuentas más altas de calefacción y costos más elevados de luz, debido a que el gas natural se usa para generar electricidad, calentar hogares y poner fábricas en marcha.

Los precios en Alemania, la mayor economía entre las 19 naciones que usan el euro, subieron 10,9%, para alcanzar el doble dígito por primera vez en décadas.

Alemania planea invertir hasta 200.000 millones de euros (195.000 millones de dólares) para ayudar a los consumidores y negocios a lidiar con los precios más altos del gas.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Facebook Forum

Serie especial de la Voz de América

Síganos en redes sociales

XS
SM
MD
LG