Enlaces para accesibilidad

Los nicaragüenses en Estados Unidos, sin aspiraciones ante las presidenciales en su país


Una pared con un mensaje que alguna vez decía en español "resiste Nicaragua", fue pintado con otro que ahora dice "viva la revolución nicaragüense", en Managua, Nicaragua, el jueves 17 de junio de 2021.

A los cuestionamientos a la legitimidad de los comicios se suma la frustración de miles de nicaragüenses que viven en el exterior.

La diáspora nicaragüense reclama su derecho al voto y exige -desde la distancia- la legitimidad de los comicios, en medio de la frustración generada a partir de la imposibilidad de participar directamente en las elecciones presidenciales del 7 de noviembre.

“¿Qué podemos esperar con una dictadura que ha cerrado todos los espacios políticos a la sociedad nicaragüense, tiene encarcelado a todos los candidatos presidenciales que podrían disputarle con gran derecho y legalidad la presidencia de Nicaragua”, dijo César Lacayo, director de la Fundación Unidos por Nicaragua, a Voz de América:

Por su parte, Roger Castano, director de la Comisión Permanente Derechos Humanos considera que, al ver el panorama electoral en Nicaragua, "no hay unas condiciones para elecciones libres y transparentes".

"Lo que se avecina es un fraude ya anunciado y perpetrado”, dijo.

Tanto Roger Castaño como César Lacayo representan a una diáspora que activamente ha reclamado condiciones democráticas en su país de origen.

“No hay nicaragüense que pueda aceptar esta farsa, cuatro charlatanes que le hacen el juego a la tiranía…”, dijo Lacayo.

El gobierno ​de Daniel Ortega asegura que en el país​ sí hay condiciones óptimas para desarrollar elecciones libres y justas, y que las denuncias de la comunidad internacional que cuestionan la legitimidad de los comicios son una injerencia en sus asuntos internos.

Para Castano, “lo que hay es una ratificación de que el dictador se queda por las armas y la fuerza de la represión”.

Los activistas consultados por la VOA coinciden en que la comunidad internacional debería ser más contundente en sus denuncias e imponer más sanciones a quienes desde el gobierno nicaragüense violan de manera sistemática los derechos fundamentales de los ciudadanos en su tierra natal.

“No nos explicamos o no asimilamos cómo la comunidad internacional permite que estas dictaduras continúen en el poder", aseguró Castano.

Por su parte, Lacayo dijo que "las sanciones deben aumentar, tenemos que presentar una fuerza política contra la dictadura”.

Las voces de estos líderes de la diáspora en Estados Unidos representan a aproximadamente 300.000 compatriotas que no tienen derecho al voto por vivir en el exterior.

Y la cifra de exiliados va en ascenso. De acuerdo al Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), en lo que va de año han ingresado aproximadamente 41.000 nicaragüenses más a territorio estadounidense.

Se espera que el día de las elecciones en Nicaragua diversas organizaciones de la diáspora en Florida y otras ciudades estadounidenses se movilicen en protesta contra los comicios.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG