Enlaces para accesibilidad

UE: elecciones del 7 de noviembre completan transformación de Nicaragua en un régimen autocrático


Un ciudadano nicaragüense sostiene un cartel durante una protesta contra el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, en la Plaza de la Constitución en la Ciudad de Guatemala, el domingo 7 de noviembre de 2021.

Un comunicado de la oficina del Alto representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores descalificó la validez de la elecciones presidenciales de Nicaragua.

La Unión Europea afirmó este lunes que las elecciones presidenciales de Nicaragua se celebraron sin garantías democráticas y sus resultados carecen de legitimidad.

Un comunicado emitido por la oficina del Alto representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, criticó a Daniel Ortega “por haber eliminado toda competencia electoral creíble, privando al pueblo nicaragüense de su derecho a elegir libremente a sus representantes”.

“La integridad del proceso electoral quedó anulada por el encarcelamiento, el acoso y la intimidación sistemáticos de precandidatos presidenciales, dirigentes de la oposición, líderes estudiantiles y rurales, periodistas, defensores de los derechos humanos y representantes de empresas”, dijo la nota.

El Gobierno nicaragüense “tampoco ha cumplido sus propios compromisos en materia de derechos humanos y libertades fundamentales con arreglo a la Constitución de Nicaragua, la Carta Democrática Interamericana y los pactos internacionales de los que el país es parte”, señaló el documento europeo.

El comunicado denuncia que “el pueblo nicaragüense se ha visto privado de su libertad de expresión, asociación y reunión pacífica”, y “las voces disidentes son silenciadas, decenas de organizaciones de la sociedad civil han sido ilegalizadas y la represión estatal no cesa”.

“A raíz de las protestas sociales que estallaron en la primavera de 2018, el Gobierno nicaragüense ha empleado la violencia contra su propia población, ocasionando muertes, desapariciones forzosas, encarcelamientos, maltratos y exilios en masa y convirtiendo el país en una república del miedo”, dice la nota.

Por lo tanto, concluye que “las elecciones del 7 de noviembre completan la transformación de Nicaragua en un régimen autocrático”.

El bloque europeo expresó que ha pedido reiteradamente que se respeten los derechos humanos, la democracia y el Estado de Derecho en Nicaragua, y seguirá haciéndolo.

Asimismo, dijo que las autoridades nicaragüenses deben poner fin a la represión y restablecer el pleno respeto de los derechos humanos, incluidos los derechos civiles y políticos y demandó que se autorice el regreso a Nicaragua de los organismos internacionales de defensa de los derechos humanos.

“Por encima de todo, la Unión Europea pide la liberación inmediata e incondicional de todos los presos políticos y la anulación de los procedimientos judiciales abiertos contra ellos”.

Con este mismo espíritu, dijo que estudiará “todos los instrumentos” a su alcance “para adoptar medidas adicionales, incluidas aquellas que puedan ir más allá de las restricciones individuales”.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Facebook Forum

Síganos en redes sociales

XS
SM
MD
LG