Puntos de control migratorio se han establecido en carreteras de Honduras ante nueva caravana migrante. [Foto Oscar Ortiz/VOA]
Puntos de control migratorio se han establecido en carreteras de Honduras ante nueva caravana migrante. [Foto VOA/Óscar Ortiz]

TEGUCIGALPA - El Gobierno de Honduras instruyó la activación de operativos de control migratorio en diferentes carreteras para solicitar documentos legales a todas las personas que intenten llegar a las líneas fronteriza y estableció puntos de atención migratorio en las fronteras de Agua Caliente y Corinto con el despliegue de más de 7.000 agentes policiales.

Las medidas implementadas buscan disuadir el avance de la primera caravana de migrantes del año 2021 que busca llegar a Estados Unidos, de la cual ya partió un primer grupo, desde de la ciudad de San Pedro, la madrugada del jueves.

En este contexto, instituciones como Migración, la Dirección de la Niñez y la Familia, así como autoridades policiales fronterizas establecieron una ruta de trabajo orientada a disuadir la migración irregular.

Con la activación de los mecanismos mencionados, Loli Salas, directora de la Dirección de la Niñez y Familia, reafirmó que el Gobierno mantiene programas de apoyo para las familias y así frenar la migración.

“El gobierno ha emprendido diferentes proyectos que no solo ven lo sanitario sino asistencia humanitaria financiera y de emprendedurismo con pocos recursos que al final garantizan la reinserción de las personas con oportunidades”, explicó la funcionaria.

Autoridades consulares de Honduras, El Salvador Guatemala y México definen estrategias para frenar migración irregular.
Esta semana sale de Honduras nueva caravana de migrantes, autoridades advierten riesgos
Autoridades piden a migrantes que no pongan en riesgo sus vidas, a través de caravanas.

En tanto Julián Hernández, comisionado de Servicios Fronterizos en Honduras, aseguró que las caravanas solo son usadas para el tráfico de migrantes e informó que en los últimos años se logró detener a más de un centenar de sospechosos de tráfico de personas.

“En el 2018, cuando inician las movilizaciones, fueron detenidas 66 personas; en el 2019, 120 personas y en el 2020 fueron detenidas 160 personas por el delito de tráfico de migrantes y nosotros auxiliamos a las demás autoridades migratorias”, aseguró Hernández.

Todos estos esfuerzos se suman al de autoridades migratorias de El Salvador, México y Guatemala para detener la inmigración ilegal, y es precisamente este último país el que ha decretado Estado de Prevención en siete departamentos reiterando que no permitirán el ingreso al país de personas que no cuenten con documentación legal.