Enlaces para accesibilidad

El Salvador: asamblea podría declarar emergencia nacional y estado de excepción


En la madrugada de este sábado y luego de más de 12 horas de iniciada la sesión plenaria extraordinaria para abordar la petición de Bukele, el presidente del congreso dio un receso hasta las 2 de la tarde de este día, lo que causó inconformidad.

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, pidió el viernes al Congreso que declare el estado de excepción para blindarse del brote del coronavirus.

Según los diputados de la Asamblea, declararán emergencia nacional no tendrá inconveniente, pero están pidiendo explicación es por al declaración del Estado de Excepción.

En la madrugada de este sábado y luego de más de 12 horas de iniciada la sesión plenaria extraordinaria para abordar la petición de Bukele, el presidente del congreso dio un receso hasta las 2 de la tarde de este día, lo que causó inconformidad.

La diputada Nidia Díaz, del partido FMLN, denunció que "en este momento tuvimos la oportunidad de darle al país un decreto de carácter urgente de emergencia nacional".

Y agregó que "otros intereses que se están jugando ajenos al dolor ajenos a la emergencia, ajenos realmente a lo que el pueblo está esperando de que tomemos todas las medidas necesarias de prevención de control para el tratamiento de este virus, que es una amenaza latente".

Condenó "la actitud de irresponsabilidad que ha tenido el presidente de la Asamblea y quienes lo han acompañado en diputados para que no pudieran montar".

Por su parte, el diputado Carlos Reyes, del partido Arena expresó que se están "afinando detalles técnicos para que este mismo día le demos una respuesta positiva al pueblo salvadoreño".

Así mismo, el diputado Guillermo Gallegos del partido GANA dijo que al gobierno le interesan los dos decretos y "poder tener la facilidad de poder delimitar espacios geográficos de movilidad de las personas".

Según el diario El Mundo, de El Salvador, la ley de emergencia limita la circulación de las personas y permite las cuarentenas obligatorias, además, suspende los 30 días los plazos en los procedimientos administrativos y judiciales.

También, incluye la suspensión de clases académicas por 21 días y la habilitación para que las instituciones laborales.

El estado de excepción puede prolongarse por 30 días y no aplicará cuando se trate de reuniones o asociaciones con fines religiosos, culturales, económicos o deportivos, previa autorización de las autoridades sanitarias.

El viernes, el presidente activó dos decretos ejecutivos; uno de para declarar estado de emergencia y el otro para que se declare el de excepción. Para ser implementados, deben pasar por la Asamblea Legislativa y tener el voto a favor de 56 diputados.

Se convocó a una plenaria extraordinaria para dar lectura a los decretos y que posteriormente la Comisión Política estudiara y hiciera las modificaciones necesarias para ir a la aprobación del Congreso.

No obstante, en la noche, se reanudó la plenaria, pero los partidos políticos seguían reunidos individualmente.

Representantes del gobierno salvadoreño se reunieron en horas de la madrugada del con diputados.

El gobierno estuvo representado por el Ministro de Hacienda, el ministro de Gobierno y por la comisionada presidencial para el Gabinete, Carolina Recinos, quien se reunió con algunas de las fracciones políticas, lo que dilató el tiempo y nunca se instaló la Comisión Política.

Los diputados, finalmente, decidieron dejar abierta la sesión extraordinaria y reanudar hoy a las 2 de la tarde para seguir estudiando los decretos y posiblemente votar.

Bukele había informado poco antes que 142 "puntos ciegos" en sus fronteras serán custodiados por 2.000 soldados, "quienes arrestarán a cualquiera que intente cruzarlos".

"Cualquier medida que tomemos ahora parecerá exagerada. Cualquier medida que queramos tomar después será insuficiente", escribió Bukele.

Hasta ahora, El Salvador no ha confirmado ningún caso positivo al COVID-19.

(Colaboración: Karen Sánchez)

Facebook Forum

Síganos en redes sociales

XS
SM
MD
LG