Enlaces para accesibilidad

Cuatro millones de votos anticipados auguran una participación récord en las elecciones de EE.UU.


Los demócratas están usando más la opción de votar por correo que los republicanos.

Según el Proyecto Elecciones, de la Universidad de la Florida, son los demócratas los que más están inscribiendo nuevos votantes y los que más están pidiendo boletas para votar por correo. Las altas tasas de votación anticipada apuntan que habrá una participación récord en las elecciones, y podría alcanzar hasta un 65% del electorado.

Los estadounidenses se están apresurando a depositar sus boletas electorales, según datos de sufragio anticipado, indicando un posible récord de participación ciudadana en el enfrentamiento entre el presidente Donald Trump y su rival demócrata, el vicepresidente Joe Biden.

Con cuatro semanas para el día de las elecciones, el 3 de noviembre, más de cuatro millones de estadounidenses ya han votado, más de 50 veces los 75.000 que ya había votado a estas alturas en el 2016, según el Proyecto Elecciones de Estados Unidos, el cual recopila información sobre las votaciones anticipadas.

La diferencia ha sido causada por la expansión en las posibilidades de votar temprano o por correo durante la pandemia del coronavirus y por el deseo de muchos votantes de dejar sentir su voluntad sobre el futuro político de Trump, explicó Michael McDonald, quien administra el proyecto, en la Universidad de la Florida.

"Nunca habíamos visto tantas personas votando tanto antes de una elección”, dijo McDonald. “La gente deposita sus boletas cuando se deciden y sabemos que muchas personas tomaron una decisión hace ya tiempo y ya tienen su propio juicio sobre Trump”.

La temprana oleada ha llevado a McDonald a predecir una participación récord de unos 150 millones de votantes, lo cual representaría un 65% del electorado estadounidense, la más alta desde el año 1908.

Biden aventaja a Trump en las encuestas de opinión nacionales, aunque algunas encuestas en estados clave indican una contienda más reñida.

Los números reportados hasta ahora proceden de 31 estados, detalló McDonald, y crecerán rápidamente al iniciar más estados la votación temprana en persona y cuando se reporten los totales de las votaciones de los electores ausentes en las próximas semanas. La mayoría de los 50 estados que conforman el país permite alguna forma votación temprana en persona.

El porcentaje de votantes que depositan sus boletas en una máquina de votación el día de las elecciones ha venido disminuyendo constantemente desde hace más de un año, según la Comisión Para la Asistencia en las Elecciones, una agencia federal.

El número total de votos por correo o votaciones tempranas se duplicó de los 25 millones en el 2004 a unos 57 millones en 2016, indicó la Comisión, lo cual representó un incremento de uno de cada cinco votos a dos de cada cinco votos depositados.

Trump se ha pronunciado en contra de los votos por correo, haciendo acusaciones -sin aportar pruebas- de que podría conducir a un fraude masivo. Expertos han dicho que ese tipo de fraude es raro.

Esos ataques del presidente han mostrado un deprimido interés republicano en los votos por correo. Los demócratas, por contra, han duplicado el número de votos por correo de los republicanos en siete estados que reportan la inscripción de nuevos votantes, de acuerdo al partido de afiliación, según el Proyecto Elecciones.

En el crucial y reñido estado de Florida, los demócratas han solicitado más de 2,4 millones de votos por correo y han enviado unos 282.000, mientras los republicanos han pedido 1,7 millones y han enviado unos 145.000.

Una encuesta de opinión realizada por Reuters/Ipsos la semana pasada encontró que el 5% de los demócratas en todo el país dijeron ya haber votado en comparación con un 2% de los republicanos. Aproximadamente un 58% de los demócratas planificaba votar temprano, comparado con un 40% de los republicanos.

McDonald acotó que la votación temprana típicamente empieza fuerte, luego se desacelera para retomar impulso justo antes de las elecciones. Pero en algunos estados, las tasas de participación ya se han disparado por encima de lo normal a un mes de las votaciones.

En Dakota del Sur, la votación temprana este año ya representa casi el 23% de la votación total del 2016. Ya se tiene casi el 17% de la votación total del 2016 en Virginia y casi el 15% del total del 2016 en el estado de Wisconsin.

"Eso es una locura”, dijo McDonald. “Cada pieza de información sugiere una alta participación para esta elección. Creo que eso es un hecho”.

XS
SM
MD
LG