Enlaces para accesibilidad

Biden señala a la Administración Trump por querer acabar con el Obamacare: "Es cruel"


A la izquierda, Joe Biden, que se proyecta como presidente electo de EE.UU., observa a su compañera de fórmula, la senadora Kamala Harris, durante su intervención desde WIlmington, Delaware, el 10 de noviembre de 2020.

Joe Biden y Kamala Harris, que se proyectan como los futuros líderes del Gobierno de Estados Unidos, defendieron la importancia del actual sistema sanitario y advirtieron del impacto que su cancelación tendría en la población en medio de una pandemia.

El demócrata Joe Biden, que se proyecta como presidente electo de EE.UU. tras los comicios del pasado 3 de noviembre, defendió este martes la importancia de la Ley de Cuidado de Salud Asequible (ACA), más conocida como Obamacare, y sostuvo que la demanda presentada por los republicanos, ante la Corte Suprema para acabar con esta legislación "es cruel".

“Este intento de esquivar la voluntad del pueblo estadounidense, los veredictos de los tribunales en el pasado, el juicio del Congreso, desde mi punto de vista, es simplemente cruel e innecesariamente divisivo", declaró Biden durante una rueda de prensa celebrada en la ciudad de Wilmington, en el estado de Delaware.

Este martes, la Corte Suprema de EE.UU. comenzó a escuchar argumentos en el que un grupo de estados republicanos -encabezados por Texas y con el respaldo de la Casa Blanca- alegan que el mandato para que las personas adquieran un seguro de salud es inconstitucional. En caso de que los magistrados del Supremo se muestren a favor de este argumento, algunos expertos pronostican que podrían poner fin a todo el plan sanitario.

En este sentido, la senadora Kamala Harris, compañera de fórmula del exvicepresidente, también presente en el acto coincidió con el presidente electo al destacar lo mucho que está en juego en la máxima corte. "Su decisión puede dejar sin cobertura médica a 20 millones de estadounidenses", advirtió Harris.

Biden aseguró que esta nueva acometida judicial contra el ACA, la tercera que enfrenta en el Tribunal Supremo desde su entrada en vigor, en 2010, se debe a que "ideólogos de extrema derecha" intentan nuevamente acabar con la legislación", a pesar de sus fracasos previos en los tribunales, en el Congreso y en la arena pública.

“Ahora, en medio de una pandemia que ha infectado a más de diez millones de personas en todo el mundo (…), una vez más estos ideólogos intentan despojar a los estadounidenses de las coberturas", acusó.

El demócrata sostuvo que, en estos momentos, lo "último" que una familia tendría que tener en la cabeza es saber si se puede permitir el tratamiento que necesita un ser querido. "Y es por eso que se creó la Ley de Cuidado de Salud Asequible, para poner fin a esta inhumanidad. Para que, ante la peor pesadilla de sus vidas, se puedan concentrar no en el dinero, sino en lo que importa".

“Seamos absolutamente claros sobre lo que está en juego. Las consecuencias del argumento de la Administración Trump no son académicas, ni una abstracción, para muchos estadounidenses es una cuestión de vida o muerte, en un sentido literal", sostuvo.

El sistema sanitario en la campaña electoral

El presidente Trump está tratando de eliminar el Obamacare desde que llegó a la presidencia, pero sus esfuerzos no han tenido éxito ni en el Congreso, ni en la Corte Suprema, que ha fallado dos veces a favor de la Ley de Cuidado de Salud Asequible, en 2012 y 2015, ambas con el apoyo del presidente conservador del tribunal, John Roberts, votó junto a los cuatro jueces progresistas.

Por este motivo, unido a la crisis sanitaria que atraviesa el país debido a la pandemia, la supervivencia o no del ACA se volvió en uno de los temas candentes de la recién concluida campaña electoral, tal y como reconoció Harris este martes al afirmar que "la Sanidad estaba en la boleta".

"El país tenía una elección clara en estos comicios, todos y cada uno de los votos por Joe Biden era una declaración de que los cuidados médicos deberían ser un derecho y no un privilegio. Cada uno de los votos para Joe Biden era un voto para proteger y expandir la Ley de Cuidado de Salud Accesible, no para echarla abajo en medio de una pandemia global", se comprometió.

También Biden valoró la importancia de esta cuestión y se comprometió a que, a partir del próximo 20 de enero, cuando está previsto que asuma la presidencia, trabajará para que los costes sanitarios no supongan una “carga insoportable” a los estadounidenses.

“El Obamacare es una ley de la que todos los estadounidenses deberíamos sentirnos orgullosos (....). Es una ley que salva vidas y les evitó a miles de familias una ruina financiera”, concluyó.

XS
SM
MD
LG