Enlaces para accesibilidad

Pese a las matanzas, los estadounidenses aman sus armas de fuego


Fusiles de asalto AR-15 en una tienda de armas de fuego en Oceanside, California, el 21 de abril de 2021.

Un sondeo de Pew Research reflejó que el 42% de los estadounidenses viven en una casa en la que hay al menos un arma de fuego.

Los padres de A. C. no le dejaban disparar una escopeta, de modo que a los 17 años, después de terminar la secundaria, se unió al Cuerpo de Marina de EE. UU., donde regularmente dispara un fusil M-16, el arma básica militar.

A.C., que pidió a la Voz de América que no usara su nombre, lleva ahora 25 años trabajando en un Departamento de Policía del sur de California y también ha sido instructor de armas de fuego por dos décadas. Para él, como para millones de estadounidenses, las armas de fuego son una pasión.

“Las armas de fuego son parte de mi vida”, dijo a la VOA. “Yo disfruto las armas de fuego, enseño responsabilidad con armas de fuego, Los coleccionistas de autos pueden identificar un faro de coche, yo hago eso con [piezas] de las armas”.

A. C. usa dos fusiles en un campo de tiro en California. Uno, es un Smith & Wesson M&P-15T que es ilegal en California, y el otro, un Smith & Wesson M&P 15-22S, que no lo es. El primero, un arma semiautomática táctica, fue prohibido cuando la vicepresidenta Kamala Harris era fiscal general en California. A. C. puede tenerlo porque lo usa en su trabajo de agente policial.

A. C. no está interesado en discutir la política del debate sobre armas de fuego en Estados Unidos. Dice que lo importante es distinguir entre los crímenes cometidos con armas de fuego y las partes mecánicas que componen un arma de fuego.

"Es la intención del usuario, no el arma en sí” lo que debe determinar la clasificación de un arma, afirma A. C. Para él, el término “fusil de asalto” que se usa tanto es problemático. "No se debe considerar como un arma de asalto si el portador no piensa usarlo para asaltar a alguien”, agregó.

Fusil de asalto vs simple fusil

La definición de un “arma de asalto” es una línea que divide a los entusiastas de las armas y los que quieren regularlas. En 1994, el Congreso emitió una prohibición de las armas de asalto por 10 años.

Esa ley, ahora vencida, describía un fusil de asalto semiautomático como un arma con un cargador desmontable (el aditamento mecánico con múltiples balas que recarga automáticamente pero requiere separadamente apretar el gatillo para disparar) y al menos otras dos características que incluyen: una culata o mango tipo pistola específicos, una bayoneta, un supresor de destello o un lanzador de granadas.

Cargadores de fusiles tipo AR-15.
Cargadores de fusiles tipo AR-15.

Más armas que estadounidenses

La Encuesta de Armas Pequeñas, hecha por una organización independiente en Suiza, encontró que Estados Unidos está lleno de armas de fuego. Calculó que existen 120,5 armas de fuego por cada 100 estadounidenses, mucho más que el país que le sigue, Yemen, con 52,8 por cada 100 personas.

Un sondeo de Pew Research reflejó que el 42% de los estadounidenses vive en casas en las que hay al menos un arma de fuego.

La Fundación Nacional de Tiro Deportivo (NSSF), una asociación de armas, dice que en Estados Unidos existen 20 millones de armas semiautomáticas llamadas “fusiles deportivos modernos”.

No es el auto el que emborracha al conductor, como no es el arma la que convierte a alguien en un asesino de masas"

Rob Weaver, expropietario de campo de tiro

Los favoritos entre los propietarios son del tipo AR, que viene del fabricante Armalite Rifle (ahora Colt), que desarrolló el fusil AR-15. La Asociación Nacional del Rifle (NRA) bautizó el AR-15 como el "fusil americano” por su tremenda popularidad.

Los entusiastas dicen que esa popularidad no es un misterio. El AR-15 es ligero, resistente y ajustable, con poco retroceso, lo que lo hace más preciso y fácil de usar.

Arma preferida

La atracción y la ubicuidad de los modelos AR los hace los preferidos de muchos asesinos en masa. En marzo, un hombre en Boulder, Colorado, mató a 10 personas en un supermercado con un Ruger AR-556. La policía dijo que otro hombre que mató a ocho personas en un almacén de FedEx a principios de este mes también usó un Ruger AR-556, junto con otro fusil tipo AR.

Landon Burke es un amante de las armas que afirma que "son las personas las que matan”.

Kris Brown es una mujer que a menudo practica en un campo de tiro, pero no es dueña de un arma. Ella trata de regular las armas de alta potencia como presidenta de Brady, un grupo contra la violencia con armas de fuego fundado después del intento de asesinato al presidente Ronald Reagan en 1981, que dejó a su secretario de prensa, James Brady, permanentemente incapacitado.

Un fusil de asalto AR-15 en el pavimento en el lugar de un tiroteo en un restaurante Waffle House cerca de Nashville, Tennessee, el 22 de abril de 2018.
Un fusil de asalto AR-15 en el pavimento en el lugar de un tiroteo en un restaurante Waffle House cerca de Nashville, Tennessee, el 22 de abril de 2018.

La organización luchó para lograr la aprobación en 1993 de una ley que requiere una revisión de antecedentes en todas las ventas de armas legales. Hoy en día, Brown quiere que la Casa Blanca y el Congreso limiten los fusiles de alta potencia semiautomáticos como los de tipo AR.

Otros, como Rob Weaver, quien fue propietario de un campo de tiro en Maryland, compara los esfuerzos para restringir las armas con otro tema espinoso: los conductores ebrios.

"No es el auto el que emborracha al conductor, como no es el arma la que convierte a alguien en un asesino de masas”, sostuvo

Brown discrepa, y alega que como hay leyes para prevenir que las personas que han demostrado que no son lo suficientemente responsables para operar un auto, también se debe restringir el acceso a armas de fuego peligrosas a quienes no deben tenerlas.

En busca de un compromiso

Pocos entusiastas de las armas están de acuerdo con restricciones porque creen que llevarían a la confiscación de armas por el gobierno y a la erosión de la Segunda Enmienda de la Constitución, que protege la propiedad de armas como parte de “una milicia bien regulada”.

Los propietarios de armas la consideran como un derecho sagrado aprobado por los fundadores de la nación que no debe ser alterado de ninguna forma.

Los proponentes de las restricciones alegan que los fundadores vivían en un mundo de armas poco potentes e incapaces de matar a grupos de personas inocentes en cuestión de minutos.

En general son los estados los que determinan las regulaciones a las armas. Actualmente 22 estados y el Distrito de Columbia requieren revisiones de antecedentes en todas las ventas de armas.

A pesar de décadas de poca acción en el Congreso sobre las armas de fuego, los observadores dicen que expandir las revisiones de antecedentes pudiera ser el tema que permita llegar a un compromiso en la legislatura este año, con una medida que sea apoyada por defensores del control de armas y un número sustancial de entusiastas de las armas.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones; o bien, síguenos en redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Síganos en redes sociales

XS
SM
MD
LG