Enlaces para accesibilidad

site logo site logo

Xi Jinping pide a las potencias mundiales que ayuden a Rusia y Ucrania a retomar el diálogo directo


En esta foto difundida por la agencia de noticias Xinhua, el primer ministro húngaro Viktor Orbán, segundo desde la izquierda, conversa con el presidente chino Xi Jinping durante una reunión bilateral en Beijing, el lunes 8 de julio de 2024.
En esta foto difundida por la agencia de noticias Xinhua, el primer ministro húngaro Viktor Orbán, segundo desde la izquierda, conversa con el presidente chino Xi Jinping durante una reunión bilateral en Beijing, el lunes 8 de julio de 2024.

El presidente de China, Xi Jinping, recibió al primer ministro de Hungría, Viktor Orban, este lunes en Beijing. El mandatario húngaro promueve una "misión de paz" entre Rusia y Ucrania. Pero el presidente chino considera clave a Occidente para que haya un diálogo directo.

El presidente de China, Xi Jinping, pidió el lunes a las potencias internacionales que ayuden a Rusia y Ucrania a retomar el diálogo y las negociaciones directas, durante una reunión el lunes con el primer ministro de Hungría, Viktor Orban, según la televisora estatal CCTV.

Orban realizó una visita sorpresa a China tras viajes similares la semana pasada a Rusia y Ucrania para discutir la posibilidad de una solución pacífica a más de dos años de guerra. Hungría asumió este mes la presidencia rotatoria de la Unión Europea, y Orban se ha embarcado desde entonces en una misión de paz que, sin embargo, carece del respaldo de otros mandatarios europeos.

“China es una potencia clave para crear las condiciones de paz en la guerra entre Rusia y Ucrania”, escribió Orban en la red social X. “Por eso he venido a reunirme con el presidente Xi en Beijing, apenas dos meses después de su visita oficial a Budapest”.

En general, se considera que Orbán es el mandatario europeo que mantiene las relaciones más cordiales con Xi y con el presidente ruso Vladímir Putin. Su visita a Moscú la semana pasada suscitó la condena de Kiev y de funcionarios de la UE, que insistieron en que Orbán no actuaba en nombre de todo el bloque europeo.

Ese reproche no logró disuadir a Orban de hacer una visita similar a Beijing, a la que llamó “Misión de paz 3.0” en una foto publicada en X.

Durante su encuentro con Xi, Orban describió a China como una fuerza estabilizadora en medio de las turbulencias mundiales, y elogió sus “constructivas e importantes” iniciativas de paz.

China ha estado promoviendo su propio plan de paz de seis puntos, que publicó con Brasil en mayo. Beijing afirma que es neutral en el conflicto, aunque en la práctica apoya a Moscú con frecuentes visitas de Estado, un comercio cada vez mayor y ejercicios militares conjuntos.

Mientras recibía a Orban, Xi hizo un llamado a Rusia y Ucrania para que cesen el fuego, y a otras grandes potencias para que creen un entorno propicio para las conversaciones. Sólo cuando todas las grandes potencias proyecten “energía positiva en lugar de energía negativa” podrá producirse un alto el fuego, dijo Xi, según CCTV.

Orban recibió al dirigente chino en Hungría hace sólo dos meses, en el marco de una gira europea por tres países que también incluyó paradas en Francia y Serbia, que a diferencia de los otros dos no es miembro de la UE ni de la OTAN.

Durante el viaje, China elevó sus lazos con Hungría a la categoría de “asociación estratégica integral para todas las estaciones”, una de sus más altas designaciones para las relaciones exteriores que, además de a Hungría, sólo se aplica a Bielorrusia, Pakistán y Venezuela.

Durante el mandato de Orban, Hungría ha establecido lazos económicos y políticos considerables con China. La nación europea tiene varias instalaciones chinas de baterías para vehículos eléctricos, y en diciembre anunció que la automotriz de vehículos eléctricos BYD abriría su primer planta de producción europea en el sur del país.

El primer ministro húngaro se opone a la ayuda de Occidente a Ucrania y ha bloqueado, retrasado o diluido rutinariamente los esfuerzos del la UE para ayudar a Kiev e imponer sanciones a Moscú por la guerra. Durante mucho tiempo ha abogado por un cese de las hostilidades en Ucrania, pero sin esbozar lo que eso podría significar para la integridad territorial del país o su seguridad en un futuro.

Esa posición ha frustrado a los aliados de Hungría en la UE y la OTAN, que consideran las acciones de Rusia como una violación del derecho internacional y una amenaza a la seguridad de los países en Europa oriental.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestros canales de YouTube, WhatsApp y al newsletter. Activa las notificaciones y síguenos en Facebook, X e Instagram.

Foro

XS
SM
MD
LG