Enlaces para accesibilidad

EE. UU. ofrece inversión para impulsar producción de vacuna COVID-19


Se prepara una dosis de la vacuna Pfizer COVID-19 en el hospital Lurie Children's, el 5 de noviembre de 2021, en Chicago.

La acción busca alcalzar la meta de producir 1.000 millones de inyecciones adicionales por año.

La administración Biden está poniendo miles de millones de dólares a disposición de los fabricantes de medicamentos para aumentar la producción nacional de vacunas COVID-19.

La meta es desarrollar la capacidad para producir 1.000 millones de inyecciones adicionales por año para compartir con el mundo.

Bajo la nueva iniciativa, la Autoridad de Investigación y Desarrollo Biomédico Avanzado y Desarrollo del Departamento de Salud y Servicios Humanos está solicitando compañías farmacéuticas que hayan demostrado la capacidad de fabricar vacunas de ARNm más efectivas para licitar por inversiones gubernamentales para ampliar sus capacidades de fabricación. Los fabricantes de medicamentos Pfizer y Moderna producen las dos inyecciones de ARNm aprobadas por EE. UU.

El gobierno de Biden cree que la capacidad mejorada de las inyecciones de COVID-19 ayudará a aliviar la escasez global de dosis, particularmente en países de ingresos bajos y medianos, deteniendo las muertes evitables y limitando el desarrollo de variantes potencialmente nuevas y más peligrosas del virus.

La iniciativa se produce cuando la Casa Blanca de Biden se ha enfrentado a una presión creciente en el país y en el extranjero por la desigualdad en el suministro mundial de vacunas, a medida que Estados Unidos avanza hacia la aprobación de vacunas de refuerzo para todos los adultos mientras las personas vulnerables en las naciones más pobres esperan su primera dosis de protección.

Todavía no hay acuerdos firmes con Moderna o Pfizer para asumir la inversión en EE.UU., pero la administración Biden espera que la capacidad de fabricación mejorada, a través del apoyo a las instalaciones, equipos, personal o capacitación de la compañía, esté disponible a mediados de 2022 para permitir que se compartan más dosis de COVID-19 en el extranjero, así como para prepararse para la próxima emergencia de salud pública.

El anuncio lo adelanto el miércoles un funcionario de la administración que habló bajo condición de anonimato previo al comunicado oficial. The New York Times informó por primera vez sobre la nueva iniciativa.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en las redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

Facebook Forum

XS
SM
MD
LG