Enlaces para accesibilidad

¿Cuán crucial es la vacunación para contener el avance del COVID-19?


El ritmo de vacunación contra el COVID-19 se ha diferenciado en Latinoamérica por los suministros, número de población y campañas dirigidas para optimizar los insumos. En imagen trabajadora del Seguro Social de Costa Rica aplica vacuna. [Foto de archivo]

Ya se han aplicado más de 4.000 millones de vacunas en todo el mundo, pero persiste el temor a que nuevas variantes del virus puedan saltar la barrera de los fármacos desarrollados hasta el momento. La ansiada inmunidad de rebaño está lejos todavía.

Las víctimas letales por COVID-19 superaron este jueves los 4.331.000 en todo el mundo, así como los infectados que superan los 205 millones de positivos confirmados, según los registros de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y las vacunas aún están lejos de producir la ansiada “inmunidad de rebaño”.

La vacunación ha sobrepasado las 4.000 millones de dosis aplicadas; sin embargo la persistencia de nuevas variantes del virus y los focos activos de contagios del coronavirus en Estados Unidos y América Latina preocupan a las autoridades.

En la Organización Panamericana de la Salud (OPS), como en otros recintos académicos especializados, ven con mucha preocupación que las nuevas variantes del COVID-19 sean esquivas a la vacuna, aunque todavía confían en que la vacunación y las medidas preventivas mantengan el dique.

También crece la expectación sobre la efectividad de una tercera dosis de refuerzo para personas inmunodeprimidas que aconsejarían las Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) en Estados Unidos.

¿Se puede bajar la guardia al estar vacunado?

Meses atrás, ante la baja sustancial de casos, que se consideraba como resultado de la vacunación en Estados Unidos, las autoridades de salud y gobiernos locales eliminaron medidas como el uso de mascarillas en espacios interiores.

No obstante, los focos de contagio han ido en alza y para agosto muchas regiones del país con índices de vacunación al 50% han visto brotes virulentos que han vuelto a saturar hospitales.

Las autoridades estadounidenses vuelven a recomendar el uso de mascarilla en interiores e incluso para los vacunados, dada la incertidumbre sobre las mutaciones y la alta transmisión de la cepa delta. El uso de medidas de prevención como mascarillas también se ha convertido en una disputa política en la potencia norteamericana y otros países del mundo.

En Latinoamérica la situación también va a peor, algunos países centroamericanos como El Salvador, donde observadores locales han cuestionado la credibilidad de la información sobre casos y defunciones reportadas por el gobierno, no dudan que hay un repunte mortífero de la enfermedad estos días e incluso Estados Unidos ha llamado a sus ciudadanos a prevenir los viajes a ese país.

Bajo este panorama los expertos insisten que las vacunas ofrecen un rango de protección medido en porcentajes de eficacia. Por ejemplo, AstraZeneca y Sinovac, con amplia distribución en América Latina, tienen una eficacia de 63% y 51% respectivamente, según la OMS y, al igual que Pfizer y Moderna previenen complicaciones de la enfermedad, pero no garantizan un blindaje al contagio con lo que no se debe bajar la guardia.

¿Cuál es el reto de vacunación en este momento?

El doctor Jorbas Barbosa, director asistente de la OPS, en Washington DC, dice que se ha llegado a un momento crucial donde la campaña de vacunación contra el COVID-19 entra en un terreno complicado por muchas circunstancias.

En algunos países de América Latina, todavía no hay suficientes vacunas, en otros como Estados Unidos falta voluntad de la población para inmunizarse, y peor aún el uso político que se hace de las vacunas y las campañas de prevención, lo que convierte a su criterio en terreno movedizo los avances.

Impacto y retos en la vacunación Dr. Barbosa OPS
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:51 0:00

El experto insta a crear una alianza social donde organizaciones, periodistas, medios de comunicación y la sociedad empujen las campañas por ser la primera y única estrategia a este momento para contener la enfermedad, que aparte de los estragos en salud pública ha provocado también una seria crisis económica.

“Esta no es una campaña de vacunación rutinaria como otras, desafortunadamente las vacunas como otras medidas también fueron muy politizadas y sigue el debate… los datos no dejan ninguna duda, las vacunas están salvando vidas”, dice el médico Jorbas Barbosa.

¿Qué dicen expertos a personas que tuvieron COVID-19?

La recomendación es aceptar la vacuna porque todavía no hay estudios suficientes que indiquen por cuánto tiempo una persona que fue infectada con el virus logra inmunidad; pero sobre todo, porque las variantes del virus se seguirán expandiendo y hasta ahora las vacunas son una barrera para prevenir la gravedad de la enfermedad.

¿Hacia dónde deben enfocarse las campañas de vacunación?

El doctor Gilberto López, experto en salud pública y social de la Universidad Estatal de Arizona y gestor de un grupo técnico para promover la vacunación en Estados Unidos entre hispanos, dice a la Voz de América que el reto de las campañas ahora es que se ha llegado al segmento de población que rechaza las vacunas, en Estados Unidos.

Con diferencias marcadas para otros países latinoamericanos que no tiene suficientes, pero donde igual hay segmentos de población que tienden a desconfiar de la inmunización.

Vacunación y retos Dr. López, Universidad Estatal de Arizona
please wait

No media source currently available

0:00 0:02:02 0:00

Por lo tanto los mensajes regulares con los que las autoridades tratan de influir y hacer conciencia para aceptar las vacunas ya no están dando resultados, a partir de la experiencia adquirida con el grupo formado para trabajar a nivel nacional, dice López que se debe buscar otros enfoques.

Su grupo utiliza “hasta cierto punto, humor negro”, a través del cómic que promueven por redes sociales, canales por donde también circulan las campañas de desinformación contra las vacunas.

¿Son aún útiles las pruebas PCR y de antígenos para asintomátioas?

El gerente para COVID-19 en OPS, Sylvain Aldighieri, explicó en rueda de prensa esta semana que las pruebas han sido diseñadas para detectar pacientes con el virus y proceder con los protocolos clínicos de manejo en positivos, pero que el uso de pruebas PCR o de antígenos como las requeridas para viajar o para entrar a determinadas instalaciones no son recomendables.

Porque el tiempo de la toma de la prueba, la calidad de las muestras, y el resultado final de las mismas pueden producir una falsa confianza, dado que el virus podría estar latente y no aparecer.

Vacunación y retos Dr. Algihieri OPS
please wait

No media source currently available

0:00 0:01:39 0:00

“En general no es recomendable el uso de ningún tipo de ensayo como prueba PCR o algún tipo de antígeno como método para descartar la presencia del virus… una persona aún estando infectada y en una etapa temprana de la incubación puede resultar negativa en el ensayo generando una falsa sensación de seguridad”, comentó el experto

¿Nuevas variantes de COVID-19 pueden saltar la barrera de las vacunas?

La doctora Kathleen Page, profesora de la Facultad de Medicina de la Universidad Johns Hopkins, en Maryland, explicó en un foro comunitario que la tecnología de las vacunas está diseñada para crear una especia de reconocimiento del virus y contraatacarlo al ingresar al cuerpo.

Las variantes de COVID-19 podrían semejarse a un impostor que hace pequeños cambios de disfraces, y que todavía el mecanismo lo reconoce, pero que si logra tener un disfraz completo ahí si saltaría la barrera.

Sin embargo, la experta en enfermedades infecciosas de Johns Hopkins considera que por ahora las nuevas sepas del virus siguen siendo reconocidas por las vacunas existentes que mantienen sus rangos de efectividad, con pocas excepciones de personas que se han complicado en sus cuadros a pesar de estar vacunados.

¿Dónde y cuándo llevar el cubreboca?

Los CDC y las instituciones vigilantes del comportamiento de la pandemia mantienen zonificados en colores las regiones de mayores índices de contagio, por ejemplo el azul claro define áreas de baja incidencia y el naranja y rojo las zonas críticas.

La OMS y OPS también siguen de cerca el comportamiento de la pandemia en los países latinoamericanos y emiten alertas y recomendaciones a los gobiernos para reforzar medidas.

Con esos medidores las autoridades recomiendan afianzar las medidas de prevención, en especial en ambientes cerrados y de alta circulación como tiendas, supermercados, transporte público y otro tipo de aglomeraciones; en general el uso de mascarillas no se recomienda en ambientes exteriores, con algunas excepciones.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestro canal de YouTube y activa las notificaciones, o bien, síguenos en redes sociales: Facebook, Twitter e Instagram.

XS
SM
MD
LG